Fustigan senadores de EU programa de rescate financiero

El paquete de rescate financiero propuesto por la Casa Blanca fue recibido el martes en el Senado con críticas, incluso de republicanos, quienes lo calificaron de injusto para los contribuyentes y un “cheque en blanco” para el gobierno.

Aunque los legisladores reconocieron la grave situación de los mercados financieros, la insistencia del gobierno para que el paquete sea aprobado a la mayor brevedad encontró una fuerte resistencia de los legisladores, que demandaron mayores detalles de la propuesta.

Ni las advertencias del presidente de la Reserva Federal (FED), Ben Barnenke, y el secretario del Tesoro, Henry H. Paulson, sobre las graves consecuencias de aplazar cualquier acción parecieron ser suficientes para disipar el malestar entre los miembros del Comité Bancario del Senado.

“Lo que más perturba es que no hemos recibido certezas creíbles de que este plan funcionará. Podremos bien gastar 700 mil millones a un billón de dólares (un millón de millones) y no resolver esta crisis”, dijo Richard Shelby.

Shelby, el republicano de más alto rango en el Comité, dijo a Bernanke y Paulson que los detalles y alcances del programa resultan tan difusos por ahora que “no creo que podamos hacerlo este fin de semana”, aludiendo la posibilidad de un voto en el pleno.

En una rara muestra de sintonía, demócratas y republicanos criticaron la ausencia de acciones destinadas a aliviar la situación de miles de personas que enfrenta la posibilidad de caer en moratoria de pagos y ver sus casas embargadas.

“La propuesta no hará nada para ayudar a una sola familia a salvar sus casas. No hará nada para evitar que los autores de esta calamidad salgan con bonos que valen millones de dólares”, dijo el presidente del Comité, el demócrata Christopher Dood.

Otro demócrata, Jack Red dijo que solo la inclusión de una asistencia a estas familias, podrá darle legitimidad al programa ante los estadunidenses.

“Si no hacemos eso, creo que será injusto y resultará en un programa que es ilegítimo ante los ojos de los estadunidense”, advirtió.

En su oportunidad, Paulson y Bernanke dijeron a los miembros del Comité que el fracaso del Congreso para la pronta aprobación del paquete podría resultar en un mayor quebranto de los mercados financieros y poner en riesgo el resto de la economía estadunidense.

“Se requiere urgente acción del congreso para estabilizar la situación y evitar lo que de otro modo podrían ser severas consecuencias para nuestros mercados financieros y nuestra economía”, aseveró Bernanke.

El presidente de la FED indicó que la respuesta que representa el paquete se hace necesaria ante la fragilidad que continuan experimentando los mercados.

“A pesar de los esfuerzos de la Reserva Federal, el Tesoro y otras agencias, los mercados financieros globales se mantienen bajo extraordinario estrés”, agregó.

En su turno, Paulson dijo que a los legisladores que si la situación persiste “va a amenazar partes de nuestra economía”.

“Se requiere hacer más. Hemos visto que el caos de los mercados alcanzó nuevos niveles la semana pasada y se extendió al resto de la economía. Debemos ahora tomar más acciones, acciones decisivas para responder fundamental y ampliamente las raíces de este caos”, aseveró.

Paulson defendió el costo del rescate, al insistir que solo así podrá tener “el mayor impacto y restaurar la confianza de los mercados”.

El plan del gobierno contempla utilizar estos fondos para comprar a bancos y otras instituciones financieras créditos hipotecarios que han caído en mora de pago, y otro tipos de instrumentos relacionados, como las garantías que respaldan estos préstamos.

El monto se ha convertido en el aspecto más contencioso del rescate, e incluso legisladores republicanos expresaron reservas sobre la conveniencia de este desembolso que resultaría en un aumento de la deuda nacional.

Paulson reconoció que el costo representa un aspecto difícil de digerir, pero insistió que dado las condiciones actuales, no existe otra alternativ

You must be logged in to post a comment Login