Secretos de la leche materna

WASHINGTON, D.C. (ConCienciaNews) – Por años, se ha escuchado hablar de las propiedades de la leche materna y el gran número de beneficios de salud tanto para las nuevas mamás como para los bebés.

Investigaciones recientes siguen encontrando nuevas propiedades de la leche materna, como por ejemplo su capacidad de encontrar nuevas formas de prevenir y tratar enfermedades al estómago y otras enfermedades tanto en bebés como en adultos, según un artículo reciente en el Chemical & Engineering News.

“La leche materna es un fluido asombroso”, dijo uno de los investigadores del estudio. “Es bastante vergonzoso cuán poco sabemos al respecto”.

De acuerdo a la American Chemical Society, ACS, la leche materna es un fluido complejo compuesto por varios componentes clave entre los que se encuentran la lactosa, un tipo de azúcar que provee energía para el recién nacido y lípidos, los cuales se cree proveen grasa saludable a los bebés.

Se estima que más del 74 por ciento de los bebés nacidos en el 2005 fueron amamantados por sus madres en algún momento de su infancia, pero sólo el 42 por ciento de ellos continuó recibiendo leche materna para cuando cumplieron los seis meses de acuerdo a los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, CDC.

Por su parte, la American Academy of Pediatrics, AAP, recomienda que las mamás les den exclusivamente leche materna a sus hijos hasta por lo menos los seis meses de edad, ya que ésta ayuda a reducir infecciones en el recién nacido y reduce los índices de enfermedades más adelante como la diabetes, obesidad y asma.

En las mamás, amamantar a sus recién nacidos ayuda a contraer el útero y detener el sangrado más rápido luego del parto, así como ayudar a reducir el riesgo de contraer cáncer de seno y de ovario.

Además, la AAP explica que la leche materna contiene un balance de dos tipos de proteínas llamadas suero de leche y caseína, las cuales ayudan a una rápida y buena digestión.

Por otro lado, investigadores citados por ACS encontraron que algunos tipos de azúcar en la leche materna podrían incorporarse en tratamientos para ayudar a combatir la enterocolitis necrosante, una inflamación potencialmente mortal que destruye parte del intestino y que afecta a alrededor del 10 por ciento de los bebés prematuros. Otros tipos de azúcar en la leche materna parecen ayudar a combatir infecciones bacteriales que causan diarrea severa.

You must be logged in to post a comment Login