Considera Maliki innecesaria permanencia de tropas británicas en Irak

Londres.- El primer ministro iraquí Nuri al-Maliki consideró que las fuerzas de combate británicas ya no son necesarias para mantener la seguridad en el sur de Irak, por lo que deben regresar a casa, en entrevista publicada el lunes por el diario The Times.

“Definitivamente, la presencia de este número de soldados británicos ya no es necesaria. Les agradecemos el papel que han desempeñado, pero pienso que su presencia no es necesaria para mantener la seguridad y el control”, afirmó.

El jefe de gobierno iraquí agradeció el apoyo que han dado las tropas británicas al ejército y la policía iraquíes para restablecer el orden, pero insistió en que “por ahora su labor en Irak está terminada”.

Sin embargo, Maliki reconoció la posibilidad de que algún día se requiera la experiencia del ejército británico en entrenamiento y asuntos técnicos, “pero como fuerza de combate no creo que sea necesario”.

The Times indicó que es muy probable que el gobierno británico reduzca el próximo año de manera significativa el nivel de sus tropas en Irak (cuatro mil soldados), aunque el comando de las fuerzas armadas considera que es demasiado pronto para definir el retiro.

Al respectó Maliki dijo que el status del personal británico no combatiente aún está en duda porque las negociaciones sobre su presencia más allá de este año aún no han empezado y han sido desplazadas por otros asuntos, como la crisis financiera global.

“Un acuerdo sobre el status de fuerzas entre Bagdad y Londres es necesario para autorizar la presencia de cualquier fuerza británica en el país después del 31 de diciembre, cuando expira un mandato del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas”, indicó.

Reino Unido quiere basar su acuerdo en uno similar que se está preparando entre Bagdad y Washington. Pero las divisiones en algunos temas, en particular la inmunidad de las tropas estranjeras ante la justicia iraquí, han demorado la firma de ese acuerdo, destacó el diario.

En su entrevista, Maliki expresó además decepción por el papel que tuvieron las fuerzas británicas durante los combates en la sureña ciudad de Basora a principios del año, unos meses después de que entregaron el control del área al gobierno iraquí.

A fines de diciembre pasado, el ejército británico entregó el control de Basora al gobierno iraquí, pese que en ese momento habían serios combates entre facciones chiitas y la infiltración de milicianos en las fuerzas de seguridad provinciales.

“Los soldados británicos se retiraron de la confrontación dentro de la ciudad. Se mantuvieron fuera de la confrontación, lo que dio a las pandillas y milicias la oportunidad de controlar la ciudad”, refirió.

Maliki también criticó un supuesto acuerdo secreto realizado el año pasado por Reino Unido con el Ejército del Mahdi, la mayor milicia chiita en Irak, sobre el control de Basora.

“Basora fue dejada a merced de milicianos que degollaban a las mujeres y los niños, después de que los británicos se retiraron de la ciudad”, agregó.

Sin embargo, el líder iraquí enfatizó que había dado vuelta a la página y que esperaba una relación amistosa y productiva con el gobierno británico.

“La tierra iraquí está abierta para las compañías británicas y a la amistad británica, al intercambio económico y la cooperación positiva en ciencia y educación”, destacó el primer ministro.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login