Uruguay evitará medidas apresuradas pero garantizará ahorro y estabilidad

MONTEVIDEO (AFP) – El gobierno uruguayo garantizará el ahorro y la estabilidad de la moneda “probablemente” con “nuevas medidas” en el marco de la “profunda” crisis internacional, aunque no tomará “medidas apresuradas”, mientras recibe señales de confianza tras una oferta de Japón para comprar deuda soberana.

“El gobierno extremará medidas que garanticen el ahorro de los uruguayos y la estabilidad de nuestra moneda. Probablemente sean nuevas medidas, pero ninguna de ellas será la vieja receta del ajuste fiscal”, dijo la Presidencia en su sitio web.

En tanto, el ministro de Economía, Alvaro García, que arribó este miércoles a Montevideo tras participar de las asambleas del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) en Washington, dijo en conferencia de prensa que se realiza “un monitoreo permanente” de la situación y que sería “un error tomar medidas apresuradas” en el país.

García indicó que “estamos ante una crisis (internacional) muy profunda” y que “las medidas que se tomaron” en Europa y Estados Unidos para enfrentar la crisis son “también muy profundas”, aunque aclaró que sus “efectos (…) no se van a producir en forma inmediata”.

Destacó que si la crisis hubiera encontrado a Uruguay en “una situación mala, estaríamos tomando medidas”, pero agregó que “no somos tontos” por lo que “si cambian las previsiones, tomaremos medidas”.

“Tenemos claro que puede haber afectaciones futuras en la actividad económica del país”, tanto “en el corto, mediano y largo plazo”, y ello puede provocar “afectaciones en la recaudación”.

La oposición reclama que se suspenda el aumento del gasto previsto para 2009 de 300 millones de dólares, pues considera que el control del gasto público es el mayor desafío que tiene el gobierno.

García dijo que con el gasto aprobado para 2009 “es más lo que se ha invertido que lo que se ha gastado”, porque se trata de dinero para “educación, salud, seguridad, e infraestructura”, y agregó que “es tan importante la estabilidad social como la estabilidad económica”.

Uruguay prevé un crecimiento de 9,5% para 2008 (fue de 13% en el primer semestre) y de 4,5% para 2009. En el período de gestión del gobierno de izquierda de Tabaré Vázquez (2005-2009) el crecimiento del PIB será de “41-42%”, mientras “el gasto ha tenido un aumento, por lo menos, 10-11 puntos menores que eso”, señaló.

En su página web, Presidencia dijo que “hacer hoy un pronóstico final sobre las consecuencias de un proceso aún en curso es riesgoso, si no irresponsable”.

“Hay que seguir con especial atención la evolución de este proceso asumiendo sin dramatismo que Uruguay también es parte de la economía mundial”, que es lo que “el gobierno está haciendo con rigor técnico y sensibilidad política”.

En ese marco, insta a “tener presente (…) las condiciones de Uruguay en el contexto de la crisis financiera internacional”, a la que “no somos ajenos ni inmunes (…) pero estamos adecuadamente preparados para enfrentar sus posibles efectos”.

Cita el buen nivel de reservas, que superan los 7.000 millones de dólares, la línea de crédito disponible de 1.000 millones de dólares “que por el momento no necesita utilizar”, y destaca que los bancos de la plaza local “están sólidos y con liquidez”.

Agrega que “en lo que va del año” se concretaron inversiones privadas por 800 millones de dólares, en tanto hay otros 300 millones “en vías de aprobación”, mientras que “las inversiones del Estado se mantienen”.

En ese marco, García dijo que “el gobierno recibió ofertas de instituciones japonesas para comprar deuda soberana”, lo que considera como “una señal de confianza” en la solidez de la economía uruguaya.

La oferta se apoya en las “ventajas relativas” de Uruguay, que permanecen en un contexto donde “el deterioro del riesgo país ha sido para todo el mundo”, añadió García. Actualmente el riesgo país de Uruguay alcanza 491 puntos, según datos de República Afap.

You must be logged in to post a comment Login