El dolor de ser inmigrante

Para el escritor y activista Vladimir Monge ya es una traidición recordar la fecha en que su madre Catalina murió hace cinco años.

“Es un ritual que lo voy a realizar hasta los últimos días de mi vida, en memoria de mi madre que murió a los 54 años cuando todavía estaba llena de vida”, dijo Monge mientras recitaba una composición literaria, donde con frases escogidas resaltó los méritos de su progenitora.

“Parece que fue ayer que vi a mi madre por última vez, cuando ella vino a visitarnos desde nuestro país”, agregó.

Otros escritores como Grego Pineda y Carlos Parada leyeron poemas que se relacionaron con la ocasión como “Elegía infinita”, del escritor salvadoreño Oswaldo Escobar Velado, que antes de fallecer en 1961 también escribió “Moriré, morirás”.

También participó la socióloga mexicana Rosario Hernández, quien con la lectura de pasajes del libro de San Lucas trató de dar consuelo a la familia doliente, que reside en Silver Spring, Maryland.

{jcomments off}

You must be logged in to post a comment Login