Conmemoran 400 años de fundación de Québec en Cumbre de Francofonía

Montreal.- El 400 aniversario de la fundación de la ciudad de Québec es uno de los temas centrales de la 12 Cumbre de la Francofonía, que reúne hasta el domingo a 34 jefes de Estado y de gobierno, junto con delegados de 61 países.

Para el gobierno quebequense, esta reunión no sólo servirá para recordar el 400 aniversario de la fundación de Québec y la “presencia francesa en América”, sino que representa una oportunidad de influir sobre el resto de la francofonía, según algunos analistas.

Sin embargo, entre los gobernantes de los países participantes en el cónclave existen diferentes prioridades.

Para la delegación de Francia, la prioridad puede ser la crisis financiera y económica, así como los esfuerzos del presidente Nicolás Sarkozy, que encabeza la Unión Europea (UE) en este segundo semestre del año, para forjar un consenso sobre cómo enfrentarla.

Para los países africanos de habla francesa, el grupo más numeroso, los problemas son la crisis alimentaria -por los altos precios de los alimentos-, la crisis energética y la falta de desarrollo económico.

La mayoría de los países de habla francesa o donde el francés es la lengua segunda son de bajo desarrollo o apenas emergiendo del subdesarrollo, y enfrentan problemas diferentes a los de Canadá y Québec, de Francia o Bélgica, las “grandes potencias” en esta Cumbre.

Estas últimas naciones tienen más interés en preservar la lengua y el espacio cultural –que les permite ejercer su influencia-, y en que los países africanos mantengan sus mercados abiertos a las inversiones.

Se espera que de esta reunión salga, como busca Francia, una convocatoria para “una Cumbre internacional” que dé una “respuesta urgente y coordinada” a la crisis financiera global, según el proyecto de declaración que circula en Quebec.

En ese borrador las naciones francófonas se dicen convencidas de que “ningún país está al abrigo de la tormenta que azota los mercados mundiales de crédito y que las turbulencias que los sacuden exigen una intervención urgente y coordinada”.

Pese al interés de Francia por lograr la convocatoria de una cita internacional, Sarkozy sólo participará en la inauguración, ya que el mediodía del sábado partirá hacia Estados Unidos para reunirse con el presidente George W. Bush en Camp David y discutir sobre la crisis financiera global.

En Quebec Sarkozy se reunirá con el primer ministro de esa provincia canadiense, Jean Charest, con quien firmará un acuerdo de movilidad de la mano de obra, que facilitará la homologación de títulos y permitirá la migración de profesionales de ambas partes.

En la agenda de la Cumbre de la Francofonía también figuran temas como el futuro de la lengua francesa, la situación del medio ambiente, el cambio climático y el desarrollo sustentable.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login