Primer templo ortodoxo ruso en Cuba abre nueva página en relación con Rusia

LA HABANA (AFP) – La inauguración el domingo en La Habana del primer templo de la Iglesia Ortodoxa Rusa es un “acontecimiento histórico” que abrirá “una nueva página en las relaciones” entre Cuba y Rusia, afirmó este sábado el número dos del Patriarcado de Moscú, el metropolita Kiril Gundjaev.

“Esto (la apertura) es un acontecimiento histórico que va a abrir una nueva página en las relaciones de Rusia y Cuba, y va a acercar mucho más a nuestros pueblos amigos”, declaró a la televisión cubana el metropolita Kiril, jefe del Departamento de Vínculos Eclesiásticos Exteriores del Patriarcado de Moscú.

“Cuatro años atrás, con el apoyo del Comandante en Jefe Fidel Castro, pusimos la primera piedra (de la Catedral de Nuestra Santa Señora de Kazan) y pasados cuatro años ya está construido”, dijo el metropolita de Smolenks y Kaliningrado, quien llegó el viernes a la isla para consagrarlo.

El diario oficial Granma destacó esta fecha que la apertura de la Catedral coincide con una jornada de Rusia en Cuba, que continuará en Costa Rica, Venezuela, Brasil, Argentina, Chile y Paraguay, y para la cual viajó a Cuba una delegación oficial rusa, encabeza por su viceministro de Industria y Comercio, Stanislav A. Naumov.

Con sus cinco cúpulas doradas en forma de bulbo coronadas por la Santa Cruz, la Catedral es un edificio blanco que ocupa un área de 1.200 m2 frente al mar, y la obra “más grande y compleja” ejecutada en la Habana Vieja por la Oficina de su Historiador, según el arquitecto principal, Oscar Rodríguez.

La comunidad ortodoxa rusa en Cuba, estimada en unos pocos miles de fieles, está conformada por rusos residentes en la isla, familias mixtas resultantes de 30 años de alianza con la Unión Soviética, así como cubanos que estudiaron en ese país.

La apertura del templo se produce en momentos en que Cuba y Rusia recuperan terreno en sus relaciones, tras más de 10 años de alejamiento tras la desaparición del bloque soviético, con un crecimiento de su comercio, coincidencias políticas a nivel internacional y aumento de su cooperación.

“Rusia hoy aspira a profundizar las relaciones económicas, culturales y espirituales” con Cuba y “con otros países latinoamericanos”, señaló su embajador en la isla, Mikhail L. Kamynin, citado por Granma.

Rusia es el décimo socio comercial de Cuba con un intercambio de 363 millones de dólares en 2007 y fue el primer país en enviar ayuda material, 120 toneladas, por los daños causados por recientes ciclones, que dejaron 5.000 millones de dólares en pérdidas.

You must be logged in to post a comment Login