Crece controversia entre Vaticano e Israel en torno a Pío XII

Ciudad del Vaticano.- La memoria del Papa Pío XII no descansa en paz y el juicio sobre su actuación durante la Segunda Guerra Mundial, en especial en relación con los judíos, ha provocado nuevas tensiones entre El Vaticano e Israel.

Pocos días después del 50 aniversario de la muerte de Eugenio Pacelli, nombre del pontífice italiano que reinó en la Iglesia Católica entre 1939 y 1958, grupos judíos y católicos se han enfrascado en un cruce de declaraciones respecto de la verdad histórica de este personaje.

El 6 de octubre pasado el rabino jefe de la ciudad israelí de Haifa, Shear-Yashuv Cohen, señaló que los hebreos “no pueden perdonar y olvidar” el silencio de Pío XII ante el Holocausto, que el pontífice no denunció públicamente.

Esas afirmaciones fueron mal recibidas en El Vaticano sobre todo porque fueron hechas por Cohen poco después de haber dirigido un discurso ante el pleno del Sínodo de Obispos, la cumbre mundial de prelados católicos.

Tres días después Benedicto XVI dijo, durante una misa en la Basílica de San Pedro, que Pacelli trabajó “en silencio” para salvar a miles de personas de la deportación y muerte a manos del régimen nazi.

Incluso rezó por el “feliz término” del proceso de beatificación y canonización del extinto Papa, que por ahora se encuentra estancado y al cual el mismo rabino de Haifa se declaró públicamente contrario.

El sábado 18 de octubre pasado entró a la polémica Peter Gumpel, el abogado defensor del expediente Pío XII ante la Congregación para las Causas de los Santos del Vaticano.

El sacerdote afirmó que Joseph Ratzinger decidió suspender el proceso que llevará a los altares a Pacelli para evitar que se dañen las relaciones con la comunidad judía.

Desde 2007 esta causa se encuentra en un “periodo de reflexión” pese a que un grupo de cardenales se expresó en favor de reconocer las “virtudes heroicas” del candidato a la santidad.

Gumpel también señaló que Benedicto XVI había decidido no viajar a Tierra Santa, visita apostólica sin fecha definida, porque en el Museo del Holocausto en Jerusalén existe una placa con un juicio negativo sobre Pío XII.

Ese mismo día el vocero del Vaticano, Federico Lombardi, emitió un comunicado en el que expresó el deseo de una “reconsideración” del texto de la placa, pero negó que este asunto pueda impedir una visita papal a Israel.

Sobre la beatificación agregó que el actual Papa aún no ha firmado el decreto sobre las virtudes de Pío XII y que el proceso continúa, por lo cual “no es oportuno ejercer sobre él (Benedicto XVI) presiones en un sentido u otro”.

El domingo intervino en la polémica el presidente de Israel, Shimon Peres, quien pidió al Vaticano no cancelar la visita apostólica a causa del epígrafe en el museo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login