Comienza hoy rescate de mural de Siqueiros en Argentina . Por Cecilia González. Corresponsal

Buenos Aires, 21 Oct (Notimex).- El mural “Ejercicio Plástico”
que el artista mexicano David Alfaro Siqueiros pintó hace 75 años y
que estaba en riesgo de destrucción, comenzará hoy un intenso proceso
de rescate, gracias un acuerdo entre México y Argentina.

Fuentes de la cancillería confirmaron a Notimex que el mural,
que estuvo guardado y seccionado en partes durante 17 años en un
contenedor cerrado y con problemas de humedad, será llevado a la sede
del gobierno argentino, la Casa Rosada.

Ahí será recibido por la presidenta Cristina Fernández, quien
cumplirá así con la promesa que hizo el año pasado de rescatar un
mural, cuyo valor artístico e histórico es de incalculables
proporciones.

El gobierno apuró el traslado, que se dificultaba por complejos
conflictos legales que envuelven la propiedad de la obra, ante la
cercanía de la gira que el presidente mexicano Felipe Calderón
realizará a Buenos Aires a fines de noviembre.

La intención de Fernández es invitar a su colega mexicano a
presenciar parte del trabajo de restauración del mural, el cual será
exhibido de manera gratuita y permanente en una sala de la
emblemática Casa Rosada.

Cuando se concluya el rescate, que será realizado por expertos
mexicanos y argentinos, se pondrá fin al cinematográfico periplo que
vivió una obra que Siqueiros pintó en 1933, por invitación del
periodista argentino Natalio Botana.

El intelectual argentino quería tener un mural en el sótano de
su residencia, ubicada en Buenos Aires, y en ese inusual espacio, el
artista mexicano desarrolló lo que se conoce como su “primer mural
monumental interior”.

Lo realizó en una superficie de 200 metros que componían el
piso, las paredes y un techo abovedado de una casa que después fue
vendida y cuyos sucesivos propietarios lo agredieron barnizando la
pintura o cubriendo algunos desnudos con manchas negras.

Otro dueños quisieron borrar la obra con ácidos, pero no
pudieron debido a la calidad de los materiales que había utilizado el
artista, razón por la cual optaron con cubrirla con cal.

El último dueño de la finca fue Héctor Mendizábal, quien decidió
preservar el mural, por lo cual en 1991 ordenó su traslado del sótano
a los contenedores en los que se encuentra actualmente, sin los
cuidados necesarios para su conservación.

A pesar de los reclamos del gobierno mexicano, la obra no había
podido ser rescatada porque su propiedad estaba en litigio, ya que
Mendizábal, quien murió el año pasado, la utilizó como aval de deudas
que después no cubrió.

© 2006-2008 Notimex, Agencia de Noticias del Estado Mexicano

You must be logged in to post a comment Login