Continúan incendios y destrucción en el sur de California

Los Angeles.- Cerca de seis mil hectáreas, cientos de casas y construcciones han sido consumidas por los incendios que afectan una gran extensión del sur de California, desde el condado de Orange hasta el de Santa Barbara, reportaron autoridades.

En el área de Sylmar, al noreste de Los Angeles, unas 500 casas móviles fueron consumidas por el fuego, la mayor destrucción en un complejo de unidades de vivienda de este tipo en la historia de la ciudad angelina, según una evaluación de las autoridades.

En Yorbalinda, en el condado de Orange, el incendio llamado Triangle Complex destruyó 160 casas, y cinco bomberos resultaron heridos cuando su camión fue alcanzado por el fuego.

Nuevos incendios aparecieron este sábado en áreas de Yorbalinda, en Carbon Canyon, Anaheim Hills, Chino Hills, y que se sumaron a los que habían iniciado el viernes en Montecito, en el área de Santa Barbara y en donde apenas han sido contenidos en 40 por ciento.

Para las autoridades son tres los más peligrosos incendios a los que se combaten por aire y tierra con cientos de bomberos y apoyados con la ayuda que ha provenido de autoridades estatales y federales, luego de declararse el estado de emergencia por estos siniestros.

En Sylmar, el incendio Sayre aún permanece fuera de control y ha sido contenido en apenas 20 por ciento, mientras que en Montecito, un área residencial exclusiva, 111 propiedades de costo millonario fueron destruidas y mil 500 aún estaban bajo amenaza.

Durante la noche, escenas dantescas marcaron el paisaje de esta región en donde a lo lejos se observaban ríos de fuego que avanzaban de manera peligrosa a residencias, mientras cientos de personas eran evacuados de manera obligatoria por autoridades.

La mayoría de los incendios fueron avivados por el clima seco, baja humedad, fuertes vientos, en una siniestra fórmula que se ha combinado con la ausencia de lluvias por meses para esta región de California.

Muchas autopistas han sido cerradas a la circulación, incluidas la autopista interestatal 5 así como porciones de las 14, 91, 55, 241, 210 y 71.

En el parque estatal de Chino Hills, unos 80 kilómetros al este de Los Angeles, otro poderoso incendio creció de manera impresionante este sábado y amenazaba a un vecindario cercano, en Carbon Canyon.

Hasta el momento sólo ha habido una muerte, ocurrida el viernes pasado en Montecito, cuando un hombre de 98 años con problemas de salud falleció mientras era desalojado de un hotel, y se han reportado 11 heridos, incluidos cuatro bomberos en Riverside y cinco en Sylmar.

En el área de Corona, en el condado de Orange, 16 casas fueron destruidas antes de que el fuego se encaminara al cañón de Santa Ana en donde continua avanzando y destruyendo un área forestal.

En Yorbalinda 30 casas fueron destruidas por el fuego que avanzó hacia Anaheim Hills, en donde quemó 10 casas y 50 apartamentos. Por la noche había quemado aquí cerca de tres mil hectáreas y sólo había sido contenido en cinco por ciento.

En el exclusivo Anaheim Hills muchos de los departamentos destruidos pertenecen a un área de altos niveles de vida, ya que aquí la renta es de dos mil dólares por unidad.

En el condado de Orange más de 20 mil personas han sido ordenadas a evacuar.

Este sábado el gobernador Arnold Swarzenegger, quien declaró el estado de emergencia para esta región, recorrió las áreas devastadas en Santa Barbara, Orange y Los Angeles.

En Brea, un parque de casas móviles fue cercado por las llamas, pero no se tenía aún el reporte de construcciones dañadas y un edificio de la preparatoria Brea Canyon fue quemado parcialmente.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login