Presionan a Congreso para que apruebe rescate a industria automotriz

El Congreso de Estados Unidos enfrenta presiones para la aprobación de un rescate a la industria automotriz y un paquete de estímulo económico, al iniciar esta semana una sesión abreviada a pocas semanas de la temporada navideña.

El Senado inicia sus sesiones este lunes y la Cámara de Representantes el miércoles con el desafío de analizar un paquete de rescate a las firmas automotrices que cuente con el apoyo de los republicanos y el presidente George W. Bush a fin de evitar mayores daños a la ya debilitada economía.

La presidenta de la cámara baja, Nancy Pelosi, indicó que la asistencia a la industria automotriz, que provendría del ya aprobado paquete de rescate financiero de 700 mil millones de dólares, incluirá condicionamientos a compensaciones para los ejecutivos, supervisión y protección al contribuyente.

En un comunicado enviado el sábado, la legisladora detalló que el plan incluye la restructuración de esas firmas para asegurar su viabilidad económica a largo plazo.

Además el cumplimiento de las normas de eficiencia de energía y la utilización de tecnologías avanzadas para competir en los mercados nacionales e internacionales.

En el Senado, el presidente del Comité de Banca, Christopher Dodd, dijo que ese plan enfrenta la oposición de los republicanos, mientras que la Casa Blanca también ha manifestado sus dudas de usar fondos del rescate financiero para salvar a General Motors, Ford y Chrysler.

Esas compañías, que esperan un rescate de unos 25 mil millones de dólares, han perdido miles de millones de dólares por las bajas ventas y ahora encuentran dificultades para conseguir nuevos préstamos por las vías tradicionales.

Por su parte, el presidente electo Barack Obama urgió al Congreso en su mensaje de radio de este sábado, transmitido por primera vez en video por el sitio YouTube, impulsar “al menos la cuota inicial de un plan de rescate que cree trabajos, alivie la presión a las familias y ayude a que la economía crezca de nuevo”.

“En particular, no podemos demorar la ayuda para más de un millón de estadunidenses que agotarán sus subsidios de desempleo para fin de año”, señaló Obama, que indicó que si el Congreso no toma una acción inmediata que impulse la economía, él lo hará al inicio de su mandato el 20 de enero.

“Hemos perdido empleos por diez meses seguidos, casi 1.2 millones de trabajos este año, muchos de ellos en la industria automotriz”, afirmó el presidente electo sobre la urgencia de aprobar un paquete de estímulos económicos.

La crisis económica ha opacado una de las prioridades de Bush en las postrimerías de su mandato que es lograr que el Congreso ratifique tratados de libre comercio (TLC) pendientes con Colombia, Panamá y Corea del Sur.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login