Apoya PE creación de tarjeta azul para inmigrantes calificados

Bruselas.- El Parlamento Europeo (PE) aprobó la creación de la llamada tarjeta azul que unificará los procedimientos de reglamentación de trabajadores extranjeros altamente calificados en la Unión Europea (UE).

El polémico proyecto, que tiene por objetivo atraer a inmigrantes calificados para satisfacer la demanda de determinados sectores que enfrentan escasez de mano de obra, se aprobó con 388 votos a favor, 56 en contra y 124 abstenciones.

Sin embargo, la Eurocámara tiene apenas papel consultivo en temas relacionados con la inmigración legal.

En su resolución, los parlamentarios recomiendan que los inmigrantes que soliciten la tarjeta azul deban encontrar un puesto de trabajo en la UE que no pueda ser ocupado por un ciudadano de algún otro país miembro.

También deberían acreditar al menos cinco años de experiencia en el sector o un título universitario reconocido por los 27.

Además, su sueldo europeo debería ser equivalente a 1.7 veces al salario medio anual en el país que le acogerá y jamás inferior al sueldo que percibe un trabajador local en puesto semejante.

Los diputados también defienden que la tarjeta azul se pueda conceder a los nacionales de terceros países que ya residan en forma legal en la UE al amparo de otros regímenes, pero no a los solicitantes de asilo o trabajadores temporales “ya que en estos casos se aplican otras normas”.

Sin embargo, señalan que la concesión de la tarjeta puede ser rechazada incluso si se cumplen todos los criterios de elegibilidad.

Aunque la tarjeta dará a su portador libertad para cambiar de trabajo entre los 27 después de tres años, los diputados sugirieron que los países miembros puedan rechazar a estos solicitantes a fin de “facilitar el acceso al mercado laboral a sus nacionales u otros ciudadanos comunitarios”.

La resolución parlamentaria resalta que la UE deberá evitar atraer a personas muy cualificadas en sectores en los que ya existe escasez de especialistas en el país de origen, especialmente en sanidad y educación, una forma de evitar fomentar la fuga de cerebros.

Por otro lado, se rechazó una enmienda en la que se pedía limitar la concesión de la tarjeta azul a nacionales de los países con los que la UE mantiene acuerdos de cooperación y asociación.

El texto aprobado recomienda que el titular de una tarjeta azul que pierda su empleo disponga de seis meses para encontrar otro, y no tres como proponía la Comisión Europea, y que el documento tenga una validez de tres años, en vez de los dos propuestos por el Ejecutivo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login