Fracasa Nicaragua para que OEA adopte condena contra EU

Nicaragua fracasó el jueves en su intento para que la OEA adoptara una resolución de condena contra Estados Unidos por lo que el país centroamericano calificó como una campaña para deslegitimizar el resultado de las elecciones municipales.

Además sufrió otro revés cuando la mayoría de los estados miembros salieron a defender al secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, quien fue acusado por Nicaragua de ser cómplice de una campaña para desestabilizar ese país.

Después de tres horas de debate, la mayoría de las naciones que integran el Consejo Permanente de la OEA rechazaron apoyar la propuesta de resolución propuesta por Nicaragua, en gran parte por la condena contenida contra Insulza.

“Honduras reitera su confianza en el secretario general (de la OEA) y no se va a prestar a denostar en su contra de ninguna manera”, enfatizó el embajador de ese país, Carlos Sosa, exponiendo una actitud que fue compartida por la mayoría de los representantes.

En término similares se pronunciaron las delegaciones de Argentina Chile, El Salvador, Guatemala, Panamá y Perú, entre otros.

Nicaragua denunció lo que calificó como una campaña emprendida por Estados Unidos para deslegitimizar el resultado de las elecciones municipales del 9 de noviembre pasado.

El gobierno sandinista, a través de su embajador ante la OEA, Denis Moncada Colindres, acusó además a Insulza de ser parte de una “campaña sistemática” contra Nicaragua.

“El secretario general de la OEA se está convirtiendo en un mensajero oficioso de sectores interesados en continuar pretendiendo descalificar y desestabilizar al gobierno del presidente (Daniel) Ortega”, dijo.

Moncada también acusó al gobierno estadunidense de intentar repetir la historia de los días cuando, aseguró, las elecciones de su país eran dictadas por el Departamento de Estado estadunidense.

“En Nicaragua no permitiremos que se repitan hechos vergonzosos como los de 1927 y 1928 en que mister Henry Stimson impuso las elecciones dirigidas y vigiladas por las fuerzas intervencionistas norteamericanas”, recordó.

Stimson era a la postre el representante de Washington, tras la invasión estadunidense al país centroamericano en 1927.

La acusación de Moncada generó una respuesta de rechazo del embajador de Panamá, Aristide Royo, quien desestimó que los comentarios de Insulza respecto de las elecciones busquen “desestabilizar al gobierno de Nicaragua”.

El embajador estadunidense, Héctor Morales, rechazo por su parte las acusaciones del nicaragüense y anunció su rechazo a la propuesta de resolución ofrecida por Nicaragua, tras asegurar que el gobierno de su país “de ninguna manera está interfiriendo (en Nicaragua)”.

Sin embargo, el diplomático recordó las irregularidades que grupos opositores denunciaron durante los comicios pasados, así como el rechazo del gobierno nicaragüense para aceptar la presencia de observadores internacionales.

Ante esto, el embajador de Venezuela, Roy Chaderton Matos, dijo que el hecho de que existan países a los que no les interesa o no están de acuerdo en tener observadores, “no los hace culpable de malicia antidemocrática”.

Insulza manifestó a su vez estar dolido por los señalamientos de Nicaragua, pero reiteró su respaldo a cualquier acción destinada a aliviar las tensiones políticas que vive ese país.

Recordó la disposición que su oficina ha tenido para asistir a esa nación cuando así ha sido requerido.


Advierte EU que Nicaragua presenta deterioro en libertad de expresión

Managua.- La oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA por sus siglas en inglés) advirtió que Nicaragua vive un clima de “intolerancia para la distensión política y un deterioro” en la libertad de expresión que se revelaron a raíz del conflicto post electoral.

Un comunicado de la entidad dado a conocer este jueves señaló que los hechos quedaron en evidencia en “varios actos de funcionarios del gobierno que revelan

You must be logged in to post a comment Login