Presentará Premio Nobel instalación ecológica en Vaticano

Ciudad del Vaticano.- El Premio Nobel de Física, Carlo Rubbia, presentará el próximo miércoles un nuevo y moderno sistema solar ecológico que se instalará en el Vaticano con el cual se iluminarán a costo cero varios edificios del Estado Papal.

La mañana del 26 de noviembre se inaugurará oficialmente la “instalación fotovoltaica” que consta de dos mil metros cuadrados de paneles solares y que fue montada sobre el techo del Aula Pablo VI, la sala de audiencias más grande de la Sede Apostólica.

Con este innovador sistema El Vaticano pretende ahorrar hasta un 20 por ciento de la energía eléctrica que consume en las 44 hectáreas de su territorio ubicadas al oeste de Roma.

La ceremonia de presentación, a la cual asistirán autoridades religiosas y civiles, se llevará a cabo en la Casina Pio IV, sede de la Pontificia Academia de las Ciencias al interior de los Jardines del gobierno central de la Iglesia Católica.

“El Estado de la Ciudad del Vaticano no ha dejado de manifestar la propia atención a los cada vez más urgentes problemas de naturaleza ambiental que involucran el planeta”, indicó una nota de prensa.

Destacó la “compatibilidad arquitectónica” del Aula Pablo VI con los requerimientos del moderno equipo ecológico por tener una superficie disponible de cinco mil metros cuadrados.

Las “células” instaladas en el techo de la sala suman dos mil 400, están colocadas mirando al sur, han sustituido a las placas originales del edificio por lo cual cumplirán una doble función: “pasiva”, de protección y “activa”, de conversión energética.

El generador fotovoltaico tiene una potencia “pico” de 221 kilowatts, la potencia solar convertida en corriente continua será enviada a una maquina inversora que la transformará en alternada para luego conducirla a una cabina de transformación ubicada en el subsuelo de la sala.

Unos 300 megawatts hora anuales de energía “limpia”, producidas por el generador solar, serán integrados a la red eléctrica del Vaticano para cubrir el consumo de la misma Aula Pablo VI y otros edificios limítrofes.

Esta operación permitirá cada año evitar emisiones de 225 mil kilogramos de anhídrido carbónico y ahorrar cerca de 80 toneladas de petróleo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login