La maroma campesina, una tradición que se resiste a morir.

* Presentan trabajos que documentan la actividad

México, 26 Nov (Notimex).- Ya son pocos los campesinos que se
dedican a la maroma, una tradición que combina el circo europeo con
los bufones de la corte de Moctezuma, pero es una actividad en
resistencia que se sigue representando en la zona mixteca comprendida
en los estados de Puebla, Oaxaca y Guerrero.

De esto dan cuenta el CD-Rom interactivo “Versistas de la
escena: La maroma campesina”, de Luz María Robles, investigadora del
Centro de Investigación Teatral (CITRU) “Rodolfo Usigli”, y el DVD
documental “La maroma campesina”, de Eugenio Cobo, materiales que
fueron presentados la víspera en el Centro Nacional de las Artes, en
el contexto del encuentro “El circo y las artes circenses en México”.

En entrevista con Notimex, la antropóloga Luz María Robles
explicó que la maroma campesina es la ante todo escuela de los
circos.

“Es una tradición medieval que tras la conquista se junta con
las tradiciones prehispánicas de la corte de Moctezuma –con los
bufones de la época prehispánica–, y estas compañías recorrían todo
el territorio novohispano, ofreciendo un espectáculo fonambulístico,
arte que consiste en equilibrarse sobre una cuerda con una gran
vara”.

Algo a destacar de la maroma, señaló, es que también realizan
acrobacias y trabajos de piso, pero la figura central es el payaso,
es el corazón del espectáculo, quien realiza todo su acto en verso.

La antropóloga precisó que el CD-Rom se llama “Versistas de la
escena” porque la tradición es barroca y el payaso trabaja con
versos.

Además se trata del primer registro multimedia que se hace de
esta tradición, aunque ya el cronista e historiador Armando de Maria
y Campos (1897-1867), publicó a principios del siglo XX el libro “Los
payasos poetas del pueblo”, donde recopiló algunos de los versos de
don José Soledad Aycardo, el último gran payaso de la maroma.

El CD-Rom es un multimedia de investigación que incluye tres
salas que fueron diseñadas y programadas por Omar Moscoso. La primera
tiene una sección de ensayos integrados por textos, imágenes, vídeos
y audio.

En la segunda sala se pueden encontrar testimonios en video
sobre lo que es el fenómeno de la maroma y la última es una sección
donde hay fonoteca, videoteca, fototeca, la relación de informantes y
el acervo que integra el proyecto.

Eugenio Cobo, realizador y editor del CITRU, elaboró “La maroma
campesina”, un documental realizado con el material fílmico levantado
durante la investigación de Luz María Robles, en 2003.

“Luz María hizo esta investigación y el año pasado me pidió
hacer algo con esas imágenes. Lo que hice fue hacer un documental
sobre cómo arman la maroma. Se incluyen entrevistas en las que
diversas personas hablan de cómo están luchando por conservar esa
tradición, porque son pocos los que quedan haciendo eso. Son
campesinos que han heredado esa tradición por generaciones”, señaló.

En el documental, cuenta el editor, se puede observar la
alegría, enjundia y colorido con que toda una comunidad prepara la
maroma desde la mañana en un ambiente de fiesta en el que los
payasos, acompañados de una banda de metales, recorren el pueblo
invitando a la gente al circo que va a darse en la noche.

© 2006-2008 Notimex, Agencia de Noticias del Estado Mexicano

You must be logged in to post a comment Login