Lamenta el Papa "inmenso sufrimiento humano" en Oriente Medio

Ciudad del Vaticano.- El Papa Benedicto XVI aseguró que Oriente Medio vive un “inmenso sufrimiento humano” y por ello urgió a la unidad en favor de la paz de todos los cristianos que habitan en esa parte del mundo.

“El mundo tiene necesidad de un signo visible de unidad y sobre todo Oriente Medio, un mundo herido de la tragedia de la división, del conflicto y de un inmenso sufrimiento humano, tiene urgentemente necesidad de ver semillas de esperanza”, señaló.

El Papa recibió esta mañana en el Palacio Apostólico del Vaticano a los miembros de la Comisión Conjunta Internacional para el diálogo teológico entre la Iglesia Católica y las Iglesias ortodoxas orientales.

Agradeció a los representantes de todos los credos cristianos por el “incansable empeño” puesto en práctica para la búsqueda de la reconciliación y de la comunión “en el cuerpo de Cristo” que es la Iglesia.

El pontífice reconoció el empeño de las Iglesias ortodoxas involucradas en este diálogo que pretende superar las divisiones del pasado y reforzar el testimonio común de los cristianos frente a los “enormes desafíos” que se presentan en la actualidad a los creyentes.

Según Benedicto XVI, la reunión que concluyó en estos días cumplió “importantes avances” y afirmó que el hecho mismo de la continuación del diálogo en el tiempo “es ya de por sí un signo de esperanza y de animo”. La Iglesia Católica y las ortodoxas se encuentran divididas desde hace casi mil años como consecuencia del Gran Cisma de Oriente y Occidente que data del año 1054.


Pide perdón al Papa obispo que negó Holocausto

Ciudad del Vaticano.- El obispo Richard Williamson, quien negó el genocidio sufrido por los judíos en la Segunda Guerra Mundial y causó una crisis en la relación del Vaticano con el mundo hebreo, pidió disculpas al Papa Benedicto XVI.

En una carta enviada al presidente de la Comisión Eclessia Dei de la Sede Apostólica, Darío Castrillón Hoyos, y divulgada este viernes en El Vaticano, el prelado reconoció como “imprudentes” sus comentarios con respecto al Holocausto.

“En medio de esta tremenda tormenta levantada por comentarios imprudentes de mi parte en la televisión sueca, le ruego que acepte, con el debido respeto, mi sincera manifestación de pena por las innecesarias angustias y problemas que he causado a usted y al Santo Padre”, escribió.

“Por favor, acepte también y transmita al Santo Padre mi sincero agradecimiento personal por el documento firmado el pasado miércoles y hecho público el sábado. Con la mayor humildad ofreceré una misa por ambos”, agregó.

Williamson se refirió al decreto que estableció el levantamiento de la excomunión que pesaba sobre él y otros tres de sus compañeros desde 1988 por seguir las ideas del arzobispo francés Marcel Lefebvre, quien no aceptó el Concilio Vaticano II.

La decisión de levantar la pena que excomulgó al prelado provocó la ira de numerosos grupos judíos que criticaron al Papa por regularizar la situación en la Iglesia de quien había negado el Holocausto nazi.

Pocos días antes de darse a conocer ese decreto papal, el obispo lefebvrista ante los micrófonos de una televisora sueca puso en duda la existencia de cámaras de gas en los campos de concentración alemanes y dijo que en la guerra “sólo” murieron unos 300 mil judíos.

El asunto derivó en una de las crisis más profundas de los últimos tiempos en la relación entre El Vaticano y grupos judíos de todo el mundo que exigieron a Benedicto XVI tomar distancia de cualquier tesis “negacionista”.

Así lo hizo él personalmente el miércoles pasado durante la audiencia general cuando recordó a las víctimas de la persecución nazi y se solidarizó con todo el pueblo de Israel. Las palabras no bastaron y la polémica continuó.

Por ello intervino al respecto este viernes el director de la Sala de Prensa de la Sede Apostólica, Federico Lombardi, quien insistió en condenar las ideas “negacionistas”.

“Quien niega el Holocausto no sabe nada del misterio de Dios ni de la cru

You must be logged in to post a comment Login