Placebo sí ayuda para tratar a jóvenes con depresión

DALLAS, TX. (ConCienciaNews) – En un nuevo estudio se identificó que jóvenes que padecen algún tipo de depresión entre moderada y severa podrían ser tratados con placebos al mismo tiempo que con terapia medica siquiátrica.

El placebo es una sustancia que contiene azúcar, no tiene ninguna composición química, y no tiene una medicación activa. Algunos investigadores aseguran que existe un efecto placebo –que es sicológico– y que algunos enfermos creen que la ‘medicina’ puede llegar a ser efectiva.

“Quisimos identificar si después de usar el placebo había un impacto negativo a largo tiempo. Todos estos jóvenes tuvieron tratamiento, pero los que tuvieron placebo por un tiempo, después tuvieron un tratamiento igual que los demás”, dijo Betsy Kennard, profesora de siquiatría en UT Southwestern.

“Lo que encontramos después de nueve meses de seguimiento fue que, aquellos que recibieron placebo estuvieron muy bien, y aunque se les dio placebo inicialmente, esto no fue dañino para el tratamiento”, dijo Kennard.

De alguna manera el estudio demuestra que la depresión entre adolescentes podría tratarse solo con asistencia medica siquiátrica, aunque este no fue el objetivo inicial del estudio. Aproximadamente el 35 por ciento de los participantes estuvieron mejor solo CON el tratamiento médico siquiátrico.

“Nosotros no estamos identificando cuál era el mejor tratamiento, solo queríamos saber a largo plazo los resultados de los jóvenes que fueron tratados con placebo”, dijo Kennard.

Aquellos que recibieron primero placebo por 12 meses y después de un tiempo un antidepresivo respondieron en un 82 por ciento, a comparación del 83 por ciento de aquellos participantes que recibieron un tratamiento a base de medicamentos durante todo el periodo.

El estudio ha sido publicado por la revista médica “The American Journal of Psychiatry”.

Los investigadores aseguran que no quieren que los jóvenes tengan tratamientos dañinos, y se dieron cuenta que los que tomaron placebo estuvieron bien. “Sin organizar estos grupos de placebo, es muy difícil identificar la eficacia de los tratamientos. Ahora nos damos cuenta que estos tratamientos son seguros y efectivos”, dijo Kennard.

En el estudio participaron 439 adolescentes de entre las edades 12 a 17 años y provenientes de 13 diferentes ciudades del país.

You must be logged in to post a comment Login