Obama presiona al Congreso

El presidente Barack Obama hizo un llamado vehemente al Congreso estadounidense para que apruebe con urgencia su plan de recuperación económica y advirtió “una catástrofe” si la iniciativa fracasa o toma más tiempo.

Por más de una hora en una cadena nacional, Obama acentuó el lunes la presión al poder legislativo para que respalde su proyecto, con la que espera enfrentar la peor recesión económica de Estados Unidos en décadas.

“Sólo el gobierno puede romper el círculo vicioso donde la pérdida de empleos llevó al público a gastar menos, lo que a su vez produjo más despidos”, resumió el mandatario, quien reiteró que la inacción del Congreso podría desatar una crisis “total”. “No hacer nada resultará en un déficit aún mayor de empleos, ingresos y confianza”, alertó en su primera conferencia de prensa como presidente.

El Senado aprobó el martes el paquete después de un acuerdo entre un reducido grupo de republicanos y la mayoría demócrata y ahora conciliará diferencias con la Cámara de Representantes para la promulgación de la legislación por parte de Obama.

El mandatario urgió a los legisladores “a actuar sin demora” para resolver sus diferencias y aprobar el plan.

Aludió el hecho de que las diferentes versiones obligarán a que las dos cámaras reconcilien el lenguaje y se unifiquen en una sola iniciativa que Obama espera tener en su escritorio antes del próximo lunes.

El plan por más de 800 mil millones de dólares asigna fondos en obras públicas para la creación de unos 3 millones de empleos y otorga alivios tributarios a los contribuyentes a fin de sacar al país de la peor recesión económica contemporánea.

Al responder a 13 preguntas de la prensa, Obama abordó aspectos del ámbito económico, financiero, de política exterior e incluso deportivos. Obama reservó detalles del nuevo paquete de rescate financiero que se prevé revele mañana martes el secretario del Tesoro, Timothy Geithner.

En política exterior, Obama dijo que su gobierno busca puntos con Irán que lleven a un “dialogo constructivo”, que permita una relación de respeto mutuo. Indicó que “vamos a buscar aperturas que puedan ser creadas, donde podamos sentarnos en la mesa, iniciar intercambios diplomáticos cara a cara, que nos permitan mover nuestra política en una dirección diferente”.

Añadió que su equipo de seguridad nacional revisa la política de Estados Unidos con Irán en busca de puntos de “un diálogo constructivo, donde podamos involucrarnos con ellos de manera directa”, dijo.

Expuso que aún está pendiente un calendario para el retiro de tropas estadounidenses de Afganistán y reafirmó su determinación de impedir que Osama Bin Laden concrete eventuales ataques contra Estados Unidos.

Reconoció que Estados Unidos requerirá una mejor coordinación con sus aliados de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) para tener éxito en Afganistán, donde enfrenta un resurgimiento del Talibán. Calificó de “inaceptable” que Pakistán pueda tener cielos seguros para terroristas a lo largo de su frontera con Afganistán.

En torno a la prohibición de fotografiar los ataúdes de soldados estadounidense muertos en los campos de batalla de Irak y Afganistán, que impuso el gobierno de George W. Bush, Obama prefirió la cautela.

“Prefiero esperar a entender todas las implicaciones involucradas antes de decidir cómo proceder” en este aspecto, dijo.

A Obama también se le inquirió sobre el consumo de esteroides anabólicos del pelotero de Grandes Ligas, Alex Rodríguez. “Son noticias deprimentes que se suman a otros sucesos deprimentes”, atinó a decir Obama. “Si uno es fanático del béisbol profesional esto empaña toda una era en cierto grado”, dijo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login