Broadway apaga sus luces en honor a Natasha Richardson, fallecida el miércoles

NUEVA YORK (AFP) – Los teatros de Broadway en Nueva York apagarán sus luces el jueves en memoria de la actriz británica Natasha Richardson, hija de la legendaria artista Vanessa Redgrave, que murió tras sufrir esta semana un accidente de esquí en Canadá.

Los carteles a lo largo del distrito teatral de Nueva York se oscurecerán durante un minuto a las 20H00 locales (00H00 GMT).

Richardson, de 45 años, fue declarada muerta el miércoles en Nueva York, dos días después de sufrir una lesión en su cabeza en un accidente de esquí en la estación de Mont-Tremblant, 125 Km al norte de Montreal.

Primero fue trasladada a un hospital cercano, pero su estado se agravó con rapidez y fue derivada a Nueva York en un avión privado, en compañía de su esposo, el actor irlandés Liam Neeson, de 56 años.

“Liam Neeson, sus hijos y toda la familia están devastados por la trágica muerte de su amada Natasha”, indica el comunicado emitido por el portavoz de Neeson, Alan Nierob, en Los Angeles.

“Están profundamente agradecidos por el apoyo, el amor y las oraciones de todos, y piden privacidad en estos momentos difíciles”.

Familia y amigos del mundo del espectáculo visitaron el miércoles un hospital en Nueva York, donde supuestamente la actriz británica Natasha Richardson estaba internada -el hospital nunca lo confirmó.

La televisión y la prensa mostraron a la familia de Richardson llegando al Hospital Lenox Hill de Nueva York, en cuyas puertas se agolpaban periodistas y fotógrafos.

La actriz sufrió una lesión en su cabeza en un accidente de esquí el lunes en la estación de Mont-Tremblant, 125 Km al norte de Montreal.

El martes la prensa había informado que Richardson, de 45 años, fue trasladada desde un hospital de Montreal a Nueva York en un avión privado, acompañada de su esposo, que se encontraba en un rodaje en Toronto.

Su madre Vanessa Redgrave, su hermana Joely Richardson y sus dos hijos, Michael (13 años) y Daniel (12), ingresaron al hospital la noche del martes.

La familia de Richardson, estrella de cine y de teatro, también se negó a hablar con los medios.

La prensa de Nueva York reportó que la actriz era mantenida con vida con medios artificiales. “Tiene daño cerebral”, indicó el New York Daily News citando a fuentes familiares.

El miércoles la también actriz Lauren Bacall entró al hospital de Manhattan y lo abandonó poco después.

La caída se produjo en una pista para principiantes donde la actriz tomaba lecciones.

“Ella estaba acompañada por una instructora de esquí experimentada que de llamó a los paramédicos de inmediato. No mostraba lesiones visibles pero los especialistas la acompañaron hasta el fin de la pista e insistieron en que viera un médico”, dijo un responsable de la estación de esquí.

La instructora fue con ella al hotel y “cerca de una hora después del incidente, Richardson no se sentía bien”, indicó la estación en un comunicado.

Primero fue trasladada a un hospital cercano, pero su estado se agravó con rapidez y fue derivada a Nueva York en un avión privado.

Richardson, que se casó con Neeson en 1994, ganó un premio Tony por su papel en el musical “Cabaret” y actuó en los filmes “White Countess”, “The Parent Trap”, “Maid in Manhattan” e “Evening”.

You must be logged in to post a comment Login