Gobierno de México niega haber investigado declaraciones de Manu Chao

GUADALAJARA, México (AFP) – El gobierno mexicano negó este viernes haber evaluado unas declaraciones del cantante franco-español Manu Chao realizadas en Guadalajara (oeste) y haberse planteado su expulsión del país aunque el músico admitió que le informaron de esa investigación.

“La secretaría de Gobernación (Interior) niega categóricamente que se haya considerado aplicarle alguna sanción (…) Asimismo, rechaza que se haya abierto una investigación sobre lo expresado por este artista, por lo que nunca ha existido la posibilidad de que sea expulsado del país”, expresó el organismo en un comunicado.

Este mismo viernes el cantante emitió otro comunicado en el que afirma que “ayer (jueves) al despertarme se me informó que el gobierno mexicano está investigando mis declaraciones” referidas “al operativo policial realizado en mayo de 2006 en la localidad de San Salvador de Atenco” (centro de México).

“Nos llegó la información sobre la posibilidad de una orden de verificación migratoria sobre mi persona y que podría derivar en cualquier momento en mi expulsión inmediata del país sin previo juicio”, añadió el músico, de conocida orientación izquierdista, sin precisar quién le informó.

El jueves, una funcionaria de la secretaría de Gobernación reconoció a la AFP que autoridades mexicanas “están investigando” las palabras expresadas por el músico, de 47 años, en las que calificó de “terrorismo de Estado” la intervención policial en Atenco.

El artículo 33 de la Constitución mexicana prevé que “los extranjeros no podrán de ninguna manera inmiscuirse en los asuntos políticos del país” y que el gobierno tiene la “facultad exclusiva de hacer abandonar el territorio nacional” inmediatamente sin juicio previo.

En mayo de 2006 unos 2.000 policías ocuparon San Salvador Atenco, situado en el área metropolitana de la Ciudad de México, después de que manifestantes golpearon y retuvieron a 11 agentes, en hechos que dejaron dos muertos.

Durante su intervención, los agentes golpearon brutalmente a algunos de los más de 200 detenidos y al menos una veintena de mujeres fueron víctimas de agresiones sexuales, entre ellas dos españolas, una chilena y una alemana.

La noche del jueves, Chao canceló una actuación prevista en Guadalajara “para evitar cualquier posibilidad de desbordamiento violento en caso de que las autoridades tuvieran intención de venir a por mí durante el acto”, según aseguró en el texto.

Este viernes el cantante británico Peter Gabriel sostuvo en Ciudad de México que Chao tiene “absolutamente” el derecho de pronunciarse sobre los incidentes de Atenco.

You must be logged in to post a comment Login