Un obispo católico recomienda al presidente paraguayo que se case

ASUNCIÓN (AFP) – Un obispo católico, ex colega del actual presidente paraguayo, Fernando Lugo, en sus tiempos de sacerdocio, le recomendó que se case para atenuar el escándalo que le envuelve y para que consiga paz consigo mismo.

“Lugo sabe lo que tiene que hacer y entre esas cosas debe pensar en la posibilidad de casarse, formar un hogar con una de ellas”, dijo a la televisión monseñor Claudio Gimenez, obispo titular de la diócesis de Caacupé, en referencia a las tres mujeres que hasta ahora han alegado que han tenido un hijo con Lugo.

El prelado dijo que el casamiento “le va a traer paz y tranquilidad, va a aquietar las aguas”.

Lugo enfrenta reclamos de paternidad de mujeres que afirman haber tenido relaciones sexuales con él cuando era obispo de San Pedro, a 400 kilómetros al norte de Asunción, en el departamento más pobre del país.

El jefe de Estado reconoció a un niño, Guillermo Armindo, que cumplirá 2 años el 4 de mayo, hijo de Viviana Carrillo Cañete, de 26 años. En una demanda, que retiró posteriormente, ésta relató que mantenía relaciones con Lugo desde los 16 años.

Otras dos mujeres le reclaman reconocimiento de paternidad. Una de ellas, Benigna Leguizamón, de 27 años, entabló una querella para exigirle la prueba de ADN. Afirma que su hijo, Lucas Fernando, de 6 años es su hijo.

Una tercera, Damiana Hortensia Morán, también anunció que lo querellará para que reconozca a su hijo Juan Pablo, de 1 año y 4 meses.

Un abogado del presidente aclaró que éste no tendrá problemas en aceptar la prueba si la justicia lo requiere.

You must be logged in to post a comment Login