Cuba se apresta a recibir temporada de huracanes

La Habana.- Cuba se apresta a recibir la temporada ciclónica de 2009 sin reponerse aún de los daños tras los tres meteoros que causaron en 2008 pérdidas por unos 10 mil millones de dólares y con augurios de un agravamiento de la crisis económica.

La doctora Gisell Aguilar, del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología, afirmó que aunque la próxima temporada ciclónica no será intensa como la del año pasado, deben formarse en el área nueve o 10 ciclones con nombre y al menos uno podría impactar a Cuba.

Aguilar participó junto a expertos de los institutos de Meteorología y Recursos Hidráulicos, del Ministerio de Agricultura y de Defensa Civil, en un programa de televisión para informar cómo se piensa encarar la temporada de huracanes en el Atlántico del 1 de junio al 30 de noviembre.

El reporte sigue a un reciente anuncio del gobierno de que a partir del 1 de junio se aplicarán “medidas excepcionales” para frenar el sobreconsumo de electricidad ante la imposibilidad de gastar más combustible en medio de la crisis económica internacional.

El ministro de Economía y Planificación, Mariano Murillo, reveló que durante el primer cuatrimestre del año se registró una “sobre-ejecución” del plan de 3.0 a 8.0 por ciento, lo que causó un consumo no planificado de 40 mil toneladas de combustibles.

Argumentó que para proteger “en lo posible” al sector residencial, debe reducirse 12 por ciento del consumo del sector estatal durante el resto del año, en tanto otros funcionarios han advertido que de fracasar el plan se aplicarán “apagones planificados”.

Murillo precisó: “el crecimiento que habíamos propuesto (del Producto Interno Bruto, PIB) de 6.0 por ciento (en la pasada sesión del Parlamento) no se va a lograr; prevemos conseguirlo en 2.4 ó 2.5 por ciento”, y abogó de nueva cuenta por intensificar “la eficiencia y el ahorro”.

A las anunciadas restricciones de consumo de electricidad se suman sistemáticos operativos contra el fraude en el sector residencial y una intensificación del trabajo político y de vigilancia a nivel de barrios y cuadras para impedir los posibles despilfarros de energía.

La vicepresidenta del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos, Aimé Aguirre, dijo que a una semana del inicio oficial de la temporada, el volumen de agua acumulada por las lluvias recientes obliga a tomar medidas preventivas por posibles desbordamientos.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login