Un Momento Histórico para Cuba

Por Stephanie Miller

Washington D.C. – Los representantes de los 34 países que forman parte de la Organización de Estados Americanos (OEA) se reunieron en Honduras el miércoles pasado y votaron para revocar la expulsión de Cuba del grupo.

El voto histórico pone un punto final a la expulsión de 47 años y marca un posible cambio importante en las relaciones entre Estados Unidos y Latinoamérica.

La disposición de la administración Obama de aceptar la reintegración de Cuba al sistema interamericano—con la condición de que Cuba adopte valores democráticos—fue apoyada abrumadoramente por los países de Latinoamérica y el Caribe.

Y fue vista por muchos—incluyendo el Presidente de Honduras José Manuel Zelaya Rosales—como un fin a la mentalidad arraigada en la Guerra Fría que dominaba la política internacional de EE.UU. hacia America Latina por años después del fin de la guerra.

Ahora que Washington ya no es el mayor obstáculo de la reintegración de Cuba a la OEA, todo depende de que Cuba haga las reformas necesarias para respetar los principios que forman parte central del sistema interamericano.

El voto que permite el ingreso de Cuba a la OEA ocurrió después de un debate acalorado y de negociaciones intensas entre los estados miembros de la organización.

Durante el debate, Estados Unidos dejó en claro que Cuba debe adquirir un compromiso inequívoco para implantar normas democráticas y el respeto de los derechos humanos antes de reintegrarse al sistema interamericano.

Washington amenazó de que sin tal compromiso, suspendería el financiamiento a la OEA, el cual representa aproximadamente el 60 por ciento del presupuesto de la organización.

Lea el
artículo completo
.

Stephanie Miller es consultora sobre temas relacionados con los EE.UU.
y Latinoamérica para el
Center
for American Progress
.

You must be logged in to post a comment Login