Líderes comunitarios de NY piden a Obama reforma migratoria

Por Angélica Peña.

Nueva York.- Activistas proinmigrantes pidieron al presidente Barack Obama que siga adelante para lograr una reforma migratoria en 2009, y expresaron su rechazo a la suspensión de la reunión con los congresistas para tratar dicho tema.

Las organizaciones anunciaron una fuerte campaña en los cinco condados de la Ciudad de Nueva York para presionar, con el envío de cartas, faxes, llamadas y mensajes de texto a la Casa Blanca y lograr la reforma justa de inmigración.

Portando pancartas que rezaban: “Por una reforma migratoria’, “No más redadas” y “Familias unidas por la reforma”, decenas de líderes y seguidores del cambio en las leyes de inmigración se reunieron en un parque en el bajo Manhattan.

“Nosotros estábamos esperanzados a que Obama se reuniría con los congresistas, ya que en su campaña él prometió que habría una reforma migratoria”, dijo Angela Fernández, subdirectora de la Coalición del Norte de Manhattan por los Derechos de los Inmigrantes.

La activista aseguró que van a comunicar a la gente la importancia de hacer llamadas para poner presión, como los hacen los grupos anti inmigrantes, que influyen en la aprobación o negación de varios proyectos de leyes.

“La gente en la calle tiene el poder político, debemos hacer cosas tan simples como llamar a la Casa Blanca, que allí reciban millones de llamadas y que sepan que la gente quiere el cambio”, agregó Fernández.

Por su parte, el ecuatoriano Eddie Castillo, dijo que había que aprovechar este momento, ya que “Obama está a favor de los hispanos, quienes lo ayudamos a elegirlo, y ahora es la esperanza para la legalización de millones”.

Para Omar Benítez, de la organización Se Hace Camino Nueva York, apoyar la reforma significa unir a las familias, promover la igualdad entre las personas, y la recuperación de la economía.

“Hemos venido luchando por una reforma migratoria desde hace muchos años, y creemos que este es el momento, no queremos perder más tiempo y ya han pasado mucho presidente ofreciendo la reforma y nunca se ha logrado nada”, señaló Benítez, inmigrante del estado mexicano de Guerrero.

Tanto Benítez como los que hacen parte de la campaña de presión para lograr la reforman están de acuerdo en que el momento crucial, cuando se necesita fortalecer la economía del país, es ahora.

“Pienso que no estuvo bien que la reunión se haya suspendido, ya el presidente ha trabajado para sacar adelante la economía. Soy ciudadana de este país y toqué muchas puertas para que Obama fuera elegido”, indicó Sagrario Méndez, originaria de Honduras.

Un grupo de voluntarios repartieron folletos y volantes en las principales estaciones de autobuses y trenes sobre las acciones a seguir y unir a la comunidad en pro de la reforma para informar a los residentes de la Ciudad.

Fidelia Orozco, de Liderazgo de Libertades Civiles, aseguró que buscan que Obama se reuna con los congresistas y tome acción para poder ayudar a los inmigrantes, ya sea a los que están aquí o quieran venir por las vías legales.

“Que tengan una forma segura de ingresar al país, y evitar las decenas de muertes y violaciones que se registran cada año”, manifestó Orozco.

Obama tenía programado reunirse con los líderes del Congreso el 17 de junio en la Casa Blanca, para analizar las estrategias para una reforma en las leyes de inmigración, pero la reunión fue pospuesta.

Además la coalición promueve la campaña móvil de mensaje de textos enviando la palabra ‘justicia’ desde los celulares para recibir alertas de la situación de la reforma.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login