Desfiles de moda masculina en París comienzan con sobriedad

PARIS (AFP) – La moda masculina para la próxima temporada se anuncia más bien sobria, adoptando un estilo sin florituras, algunas veces inclusive muy depurado, según los desfiles de prêt-à-porter que comenzaron el jueves en París.

Tanto Louis Vuitton como Issey Miyake o Hugo Boss, propusieron numerosas piezas fáciles de adoptar, y cuando se notaba alguna fantasía era más bien discreta.

El hombre Vuitton sigue siendo muy urbano. Bajo la supervisión del director artístico de la marca, Marc Jacobs, el estilista Paul Helbers concibió unas prendas con matices de gris, beige, azul, con algunas piezas color ciruela y brillos de un amarillo encendido.

Helbers dijo haberse inspirado de las vestimentas de los mensajeros en bicicleta neoyorquinos. Por eso esas chaquetas cortas y ceñidas en la cintura, esos pantalones estrechos doblados a la altura de la pantorrilla, esos shorts, que se usan con chaquetas o camperas.

Capuchones amovibles se abotonan en los hombros para proteger al ciclista de los aguaceros estivales.

Tan sólo algunos zapatos brillantes aportan un toque exótico a este hombre urbano que atraviesa las avenidas con un enorme morral de cuero en la espalda.

El desfile fue aplaudido entre otros personajes por el cantante Keziah Jones, el grupo The Black Eyed Peas y el futbolista Yoann Gourcuff.

En la casa Hugo Boss, el estilista belga Bruno Pieters prefirió la frescura marina al polvo de las ciudades.

Los paisajes marítimos del artista alemán Wolfgang Uhlig le inspiraron este guardarropas muy estructurado, donde predominan el blanco y el azul cielo.

Las líneas son netas, el estilo es depurado, con pantalones apretados, largas camisas blancas sin cuello, algunas veces transparentes, chaquetas sin mangas, shorts que deben combinarse con sandalias, juegos de rayas marinas.

Para las horas nocturnas las chaquetas lucen unas pastillas doradas que parecen fragmentos de armaduras.

En la casa Issey Miyake, Dai Fujiwara abandonó la Amazonía, fuente de inspiración de sus colecciones anteriores, por Turquía, proponiendo chaquetas que parecen arrugadas, o con trozos de colores como mosaicos.

Pantalones baggy color arena o con rayas. Flores rosadas o de azules intensos se abren en las pecheras.

El holandés Francisco Van Benthum inauguró un nuevo lugar dedicado a la moda y al diseño, “Docks en Seine”, con una colección de líneas puras, que sin embargo no excluye la emoción, con sutiles juegos de transparencias y recortes.

En esta colección bautizada “Soledad”, donde predominan el blanco, el negro, el beige y el verde pálido, el estilista quiso mostrarse “menos apegado a un cierto estereotipo masculino”, presentar un hombre más vulnerable.

Es “radical, en la medida en que hay una parte que falta”, añadió, haciendo referencia sobre todo a las camisas recortadas en la espalda, a nivel de los omoplatos, que dejan la espalda al desnudo.

Los desfiles deben continuar este jueves, en especial la colección de trajes diseñados por Jean Paul Gaultier y Emanuel Ungaro.

You must be logged in to post a comment Login