Estados cumplen con fecha límite de ley de estímulo

El vicepresidente Joe Biden y el secretario de Transporte, Ray LaHood, anunciaron que los proyectos de transporte financiados bajo la Ley de Recuperación y Reinversión Estadounidense (ARRA, por sus siglas en inglés) están poniendo a la gente a trabajar y construyendo una base para la fortaleza económica a largo plazo del país.

Hasta la fecha, $19 mil millones han sido comprometidos para financiar más de 5,300 proyectos para carreteras y otros proyectos de transporte alrededor de la nación. De esos, 1,900 proyectos ya han comenzado.

Como parte de los esfuerzos de la administración para inyectar fondos de la Ley de Recuperación a la economía, esta ley obliga a los estados a comprometer 50 por ciento de sus fondos para carreteras antes del 29 de junio de 2009.

Los 50 estados y cinco territorios cumplieron esta fecha límite al menos diez días antes de tiempo al trabajar en coordinación con el Departamento de Transporte.

“Nuestra prioridad número uno con respecto a la Ley de Recuperación es poner a la gente de vuelta a trabajar – y no hay mejor manera de hacerlo en este momento temprano que poniendo las palas a excavar y llevando a cabo proyectos como estos para crear empleos e impulsar a las comunidades locales,” dijo el Vicepresidente Biden.

“Al cumplir con estos proyectos antes de tiempo y por debajo de presupuesto, hemos podido hacer aún más de lo que esperábamos — crear más oportunidades de empleo más rápido, con más dinero que sobra para gastarlo en más proyectos que pongan a la gente devuelta a trabajar”, agregó.

Hay varios proyectos de transporte alrededor del país que son financiados por la Ley de Recuperación y que están llegando por debajo del presupuesto y antes de lo anticipado. Los estados están recibiendo subastas bajas rutinariamente para proyectos de construcción de carreteras y aeropuertos que son de 10 a 20 por ciento y en algunos casos hasta de 30 por ciento por debajo de lo esperado.

Estas subastas más bajas de lo esperado están permitiéndole a los estados estirar el dinero de los contribuyentes, completar proyectos adicionales y crear aún más empleos estadounidenses.

“Cada estado no solo cumplió con la fecha límite de 120 días, si no que lo hicieron bastante antes de tiempo,” dijo el Secretario LaHood. “Esto es un testamento al hecho de que estamos poniendo dinero a correr rápidamente y ayudando a volver a encarrilar la economía.”
Los fondos de ARRA para proyectos de carreteras pueden usarse para restauración, reparación, construcción y otras actividades bajo el Programa de Transporte de Superficie. Cada proyecto propuesto tiene que ser aprobado por la Administración de Carreteras Federal (FHWA, por sus siglas en inglés).

Los gobernadores tienen que certificar que los proyectos propuestos cumplen con ciertas condiciones y que el estado usará fondos de ARRA en adición a, no en lugar de, fondos estatales de proyectos de transporte.

Se le da prioridad a los proyectos que se estime que sean completados dentro de tres años, que estén localizados en áreas de mayor desventaja económica, o que maximice la creación de empleos y de beneficios económicos.

Fuente: Departamento de Transporte

You must be logged in to post a comment Login