Jerusalén enfrenta dificultades para preservar su pasado histórico

Jerusalén.- Jerusalén enfrenta serios problemas políticos y económicos para conservar su pasado histórico, que se ve amenazado por las disputas entre palestinos e israelíes, de un lado, y entre las distintas confesiones religiosas, del otro.

Jerusalén es uno de los tesoros culturales de la humanidad por ser la sede de los principales lugares sagrados para miles de millones de personas en todo el mundo. Alberga entre sus monumentos históricos el Santo Sepulcro, el Muro de los Lamentos y Mezquita de Al-Aksa.

Estos tesoros le valieron en 1981 su entrada en la lista de ciudades Patrimonio Universal de la Unesco, un título que la organización se replantea en las reuniones que celebra hasta el día 30 en la ciudad española de Sevilla.

La Unesco podría retirarle el título debido a su estado de conservación, y al ver frustrados los esfuerzos para conservar su multidimensional pasado, que se remonta a más de tres mil años de historia y pertenece a distintas culturas y pueblos.

Pero la amenaza no parece preocupar a nadie en Jerusalén, ni siquiera en su alcaldía, donde recuerdan que se trata de una situación ya conocida.

“Hace ya años que Jerusalén está en la lista de patrimonios en peligro”, recuerda un funcionario al restar importancia a la posibilidad de que la “ciudad más sagrada del mundo” sea erradicada de la selecta lista patrimonial.

Tampoco parece haber demasiada preocupación en la calle, donde los problemas del día a día ocupan más a la población que las amenazas de la organización internacional.

“Yo ni siquiera sabía que era patrimonio universal”, señala Mai Sabag, maestra de historia del arte en Jerusalén. “Me imagino que será bueno y que las autoridades harán los que sea necesario para corregirlo”.

El problema radica en que las autoridades no parecen demasiado pendientes de las necesidades de una ciudad que alberga 220 edificios históricos.

Sus más de tres mil años de historia avalan un patrimonio cultural e histórico sin parangón en todo el mundo, pero que a lo largo de la historia siempre ha estado sujeto a intereses políticos y religiosos de todos los involucrados, o mejor dicho, de cada gobernante.

“Con las excavaciones sacan cosas en busca de restos antiguos para justificar su presencia aquí los judíos”, declara el palestino Mohamed Astaya, habitante de la ciudad antigua de Jerusalén, el reducto amurallado de un kilómetro que está en la lista de Unesco.

Desde 1967 Israel ha gastado monumentales sumas de dinero para rescatar el pasado judío de la ciudad, y llegar hasta los cimientos históricos más antiguos que justifiquen las reivindicaciones territoriales políticas en la zona.

Una mezcla, la de la política con la arqueología, que los israelíes no han inventado, y que en la Fundación Elad ni ocultan ni se averguenzan de ella.

Esta Fundación, financia desde hace años importantes excavaciones arqueológicas para que se rescate el pasado judío, sobre todo alrededor de las murallas, en una zona llamada el parque arqueológico “Ciudad de David”.

“Nosotros no hacemos nada que otros no hayan hecho antes. Buscamos y protegemos nuestro pasado. Ellos mismos (los palestinos) lo hacen en el Monte del Templo (la Explanada de las Mezquitas)”, indicó un asistente de excavaciones en la Ciudad de David.

El asistente hacía alusión a la obra para construir una nueva mezquita en el lugar donde se cree que estaba el Templo de Jerusalén, y que el Wakf Islámico (Comité Islámico) realizó sin supervisión arqueológica.

En el proceso de construcción se arrasaron capas y capas arqueológicas de cientos de años y los escombros, entre ellos miles de monedas de la época romana y judía, fueron hallados en un vertedero abandonado.

Más allá de los problemas políticos, la conservación de Jerusalén se ve afectada también por la situación económica de la ciudad, que año tras año se alterna en el primer y segundo puestos de la lista de municipios más pobres del país.

Con 700 mil habitantes Jerusalén alberga una composición social de comunidades po

You must be logged in to post a comment Login