Centroamérica aísla política y económicamente a golpistas de Honduras

MANAGUA (AFP) – Los presidentes de Centroamérica y República Dominicana acordaron este lunes en Managua aislar política, económica y comercialmente a Honduras hasta que los golpistas restituyan en sus funciones al depuesto presidente Manuel Zelaya y pedir al Consejo de Seguridad de la ONU medidas coercitivas paralelas.

Las medidas fueron aprobadas por los países miembros del Sistema de Integración Centroamericana (SICA) que integran Nicaragua, El Salvador, Guatemala, Costa Rica, Panamá, Belice, Honduras y República Dominicana, durante una reunión extraordinaria en Managua.

Se instruye “a los directores de los países del SICA (representantes) ante el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) suspender de forma inmediata todos los préstamos y desembolsos a Honduras”, indica la resolución leída por el presidente nicaragüense -y presidente hasta este día del SICA-, Daniel Ortega.

También “se suspende todo tipo reuniones de carácter político, económico, financiero, cultural, deportivo, turístico y de cooperación con los golpistas, con el gobierno de facto” de Honduras, anunció el Sica.

Los mandatarios advirtieron que si Honduras no restablece el orden constitucional “los países del SICA tomarán escalonadamente las medidas necesarias”, entre las que figuran represalias comerciales “contra el gobierno de Honduras, hasta que sea restituido el presidente Zelaya en sus funciones presidenciales”.

En otro punto, solicitaron “una reunión de urgencia del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (ONU) para que se emita una resolución condenatoria y se adopten las medidas coercitivas que correspondan” contra Honduras.

En el campo diplomático acordaron “llamar a consulta de forma inmediata a los embajadores de los países del SICA acreditados ante el Gobierno de Honduras” y desconocer a todos los embajadores y representantes que sean nombrados tras la “ruptura constitucional” en el vecino país.

Apoyaron “la resolución de la Organización de Estados Americanos (OEA) del 28 de junio” que condena el rompimiento institucional y exige el restablecimiento del marco democrático en Honduras.

En otro documento firmado durante el cónclave, Nicaragua, El Salvador y Guatemala decidieron cerrar “el comercio por la frontera terrestre con Honduras durante 48 horas”.

Las sanciones fueron respaldadas por el secretario general de la OEA, Miguel Insulza, quien ha considerado “el aislamiento internacional” como el único camino para recuperar la democracia en Honduras.

Insulza presidió la cumbre extraordinaria celebrada en Managua por los presidentes centroamericanos, junto a más de 20 jefes de gobierno y representantes de países del hemisferio en apoyo al destituido presidente de Honduras.

Insulza regresará el martes a Washington para presidir una Asamblea Extraordinaria de la OEA para analizar el conflicto de Honduras y tomar eventuales sanciones que podrían incluir la separación del país centroamericano del organismo.

Zelaya fue destituido del poder por los militares el domingo y sustituidas horas después en el cargo por el presidente del Congreso hondureño, Roberto Micheletti, quien ha sido desconocido por la comunidad internacional

Zelaya fue expulsado por los militares a Costa Rica -destino de otros ex gobernantes hondureños que han sido victimas de cuartelazos- donde decidió emprender una ofensiva internacional para recuperar la presidencia de su país.

You must be logged in to post a comment Login