Propone Iglesia chilena acuerdo para un país más equitativo

Santiago.- El presidente de la Conferencia Episcopal de Chile, Alejandro Goic, propuso a todos los sectores políticos elaborar un acuerdo ético y social en pro de un país más equitativo.

En una intervención ante la Comisión de Salud del Senado chileno, el obispo propuso un acuerdo “en pro de una sociedad más equitativa, de una educación de calidad, de mejores viviendas sociales y de una salud digna y accesible para todos”.

Tras recordar el Acuerdo Nacional para la Transición a la Democracia, propuesto por la Iglesia en 1985, preguntó si es tiempo de gestar un nuevo pacto nacional que preserve y perfeccione el “alma de Chile”.

“Me atrevo a proponerlo: un Acuerdo Nacional, que permita un ‘Consenso Básico Etico’ entre todos los chilenos de cara al Bicentenario”, sostuvo el presidente de la Conferencia Episcopal.

Indicó que ese “Consenso Básico Etico” podría contener dos elementos: “el compromiso de todos los actores sociales de construir una sociedad más equitativa y el compromiso real de todos los actores sociales de mejorar la calidad de la educación”.

Asimismo, debería contener un compromiso para mejorar las viviendas sociales y la salud de la población, agregó.

Consideró que lograr lo propuesto sería un primer paso para construir una mejor base de acuerdo social que permita abordar en forma posterior otros temas más polémicos.

Goic se presentó este miércoles ante la Comisión de Salud del Senado de la República, que estudia -en segundo trámite constitucional- el Proyecto de Ley sobre “información, orientación y prestaciones en materia de regulación de la fertilidad”.

El presidente de la Conferencia Episcopal chilena expresó ante los senadores “su dolor” por la forma como se ha llevado “este debate que toca temas tan trascendentales y que va mucho más allá de un sí o de un no a una píldora”.

El prelado aludió a la “píldora del día después”, cuyo reparto gratuito en los consultorios de salud públicos provocó una polémica nacional, luego que fue rechazado por la Iglesia Católica chilena y algunos sectores políticos que la consideran abortiva.

Tras lamentar que el tema de la “píldora del día después” se debata al calor de una campaña política, con vistas a los comicios presidenciales de diciembre próximo, advirtió que “un debate de tanta trascendencia requiere serenidad, sabiduría, respeto”.

El obispo Goic reivindicó el derecho de la Iglesia “a opinar sobre las realidades políticas, desde el punto de vista moral, para hacer presente a la conciencia de los católicos nuestros puntos de vista”.

“No nos excluiremos de participar en el diálogo democrático, ni viviremos bajo la presión de visiones laicistas de la sociedad. Tampoco aceptaremos los intentos de ubicarnos como una categoría de ciudadanos relegados a nuestros templos”, puntualizó.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login