Lula propuso a Obama reunión con Unasur para tratar sobre bases en Colombia

BRASILIA (AFP) – El presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, propuso este viernes a su par estadounidense, Barack Obama, una reunión con la Unasur para discutir el empleo de bases militares de Colombia por parte de Estados Unidos, informó el canciller brasileño Celso Amorim.

Lula mantuvo una conversación telefónica con Obama de aproximadamente media hora donde le detalló la posición brasileña con relación al tema, incluyendo la exigencia de garantías escritas de que el uso de las bases será exclusivamente para operar en territorio colombiano.

En esa conversación, Lula le dijo a Obama que “sería importante y útil” que pueda participar de una reunión con los presidentes de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) para tratar sobre esa cuestión.

De acuerdo con Amorim, Obama “dijo que analizaría esa posibilidad con su equipo y agradeció el consejo” del mandatario brasileño.

Durante la conversación telefónica, el presidente Lula “reiteró que respeta la soberanía de Colombia, pero también destacó que hay una sensabilidad en la región, y que en algunos países esa sensibilidad es todavía mayor”.

La Unasur incluye a presidentes que son críticos acérrimos de Estados Unidos, como el mandatario venezolano Hugo Chávez, o el boliviano Evo Morales, que han condenado abiertamente el acuerdo militar de Washington con Bogotá. El grupo en bloque ha manifestado su preocupación por ese pacto.

El mandatario brasileño ya había defendido, durante una reunión de Unasur realizada a inicios de este mes en Quito, que la cuestión de las bases militares no debería ser discutida sin incluir a los presidentes de Colombia y Estados Unidos en el diálogo.

En esa reunión en Quito, al abordar la cuestión de las bases en Colombia, el presidente de Venezuela llegó a decir que soplaban “vientos de guerra en la región”.

Ante ese cuadro, la Unasur decidió convocar una reunión extraordinaria para el 28 de agosto próximo en la ciudad argentina de Bariloche, para dedicarse exclusivamente a analizar este tema.

Lula se reunirá el sábado con Morales y pretende discutir con el mandatario boliviano la cuestión del uso de bases colombianas por tropas estadounidenses antes de la reunión extraordinaria de Bariloche.

“El tema de las bases (estadounidenses) obviamente preocupa a Brasil porque no sabemos exactamente cuál es su propósito”, había dicho el portavoz presidencial brasileño Marcelo Baumbach en una reciente conferencia de prensa.

“El presidente Lula considera que si la discusión en Bariloche resulta bien encaminada, la posición de la región para el diálogo con Estados Unidos será más fuerte, y es la idea que se propone transmitir al presidente Morales”, añadió el vocero.

La Casa Blanca emitió un comunicado en el que informó sobre la conversación de Obama y Lula, pero no menciona la cuestión de las bases. Se limita a decir que el presidente estadounidense recibirá a su par brasileño en la ciudad de Pittsburg para la próxima cumbre del G20, a finales de setiembre.

Estados Unidos afirma que la utilización de bases colombianas tiene como fin el combate al nacrotráfico y el terrorismo.

Este viernes, Amorim agregó que durante la conversación telefónica Lula y Obama también analizaron la situación en Honduras, donde el presidente Manuel Zelaya fue depuesto a fines de junio.

Amorin precisó que Lula le dijo a Obama que no desea una “intervención” de Estados Unidos en Honduras, pero sí que ejerza más presiones para el retorno de Zelaya a Tegucigalpa.

You must be logged in to post a comment Login