Pentágono da nombres de detenidos en prisiones secretas a Cruz Roja

El Pentágono ha empezado a notificar al Comité Internacional de la Cruz Roja las identidades de las personas retenidas en los campos secretos en Irak y Afganistán, revelaron fuentes castrenses.

En un cambio en la política del Pentágono, los militares han resuelto notificar las identidades de los retenidos por las Fuerzas de Operaciones Especiales de Estados Unidos (USSO, por sus siglas en inglés), destacó The New York Times en su página de internet.

Este es el mayor progreso para la organización en su larga batalla por obtener más información acerca de los detenidos en Irak y Afganistán como sospechosos de terrorismo.

Los militares argumentaban que revelar cualquier detalle sobre los detenidos en campos secretos podría advertir a otros presuntos militantes de grupos islámicos y poner en riesgo las misiones antiterrorismo.

Asimismo, el rotativo destacó que las prácticas de detención estarán de nuevo en el centro de la polémica debido a que el próximo lunes la Agencia Central de Inteligencia (CIA) hará público un reporte de 2004 sobre las prácticas de detención de la dependencia.

El informe revela detalles sobre los abusos cometidos en las prisiones secretas de la CIA, como simulacros de ejecuciones y oficiales amenazando a un prisionero con un arma.

El diario señaló que además se espera que en los próximos días el procurador general Eric Holder decida si designa a un fiscal para investigar los interrogatorios a sospechosos de terrorismo después de los atentados del 11 de septiembre de 2001.

La nueva política del Pentágono en materia de detenciones se comenzó a aplicar este mes sin anuncios públicos de los militares o la Cruz Roja.

Este cambio representa otro avance en la política de detenciones de la administración del presidente Barack Obama, quien ya ha prometido cerrar la prisión militar de Guantánamo, Cuba, y revisar los procedimientos oficiales para interrogar a los detenidos.

Sin cargos agente de CIA que uso arma en interrogatorio

Un agente de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) acusado de usar un arma para intimidar a un sospechoso de vínculos con Al Qaeda fue “regañado y reasignado” pero no se le presentaron cargos, publicó The Washington Post.

Así lo confirmaron dos ex funcionarios de inteligencia que estuvieron informados sobre el incidente ocurrido en 2002 y en donde el agente, cuya identidad no fue revelada, hizo un simulacro de ejecución para intimidar al sospechoso, destacó el periódico.

Según las fuentes, el agente fue llamado por el incidente a las oficinas principales de la CIA en donde fue “regañado y reasignado a otra área” pero el departamento de Justicia de la administración Bush declino presentarle cargos formales.

Este Lunes y a petición de la Unión de Libertades Civiles de América (ACLU) se difundirán documentos confidenciales sobre incidentes que vienen a corroborar el empleo de tácticas extremas con sospechosos de actos de terrorismo.

En otro acto, se indicó, interrogadores emplearon un taladro eléctrico para intimidar al comandante de Al Qaeda, Abd Al Rahim Al Nashiri, quien fue un ex jefe en el Golfo Pérsico y orquestador de un acto suicida en el 2000.

Difundirán documento secreto de CIA sobre tácticas extremas

Detalles de las técnicas extremas de interrogatorio empleadas por la Agencia Central de Inteligencia (CIA), incluida una descrita como “ejecución simulada”, serán revelados el próximo lunes, difundió el diario The New York Times.

Un juez federal dictaminó que el reporte se haga público este lunes, en respuesta a una demanda presentada por la Unión de Libertades Civiles de América (ACLU por su sigla en inglés), haciendo uso de la Ley de Libertad de Información.

El contenido del documento confidencial de la CIA, realizado en 2004 y elaborado para el inspector general del organismo, fue difundido por diversas publicaciones estadounidenses citando fuentes anónimas.

Las técnicas descritas incluyen la intimidación con armas de f

You must be logged in to post a comment Login