Obliga régimen de Hamás en Gaza a escolares a cubrirse con velo

Por José Parra.

Jerusalén.- Unas 50 mil niñas palestinas, de entre 14 y 18 años de edad, volvieron a los colegios públicos en la Franja de Gaza más cubiertas que nunca. Prohibida la vestimenta considerada “occidental”, fueron obligadas a vestirse con el tradicional yilhab y el velo islámico. El grupo integrista Hamás -que gobierna en la Franja desde que en junio de 2007 expulsó por la fuerza al rival Al Fatah- da un paso más para la islamización del millón y medio de habitantes de la pobre banda mediterránea.

A su llegada a las escuelas, las miles de alumnas se han visto sorprendidas por las directoras y profesoras que evitaban la entrada de los “pecadores”, es decir, aquellas que se atrevían a ir con la cabeza descubierta o con unos simples tejanos. “Anuncio importante para las alumnas en el nuevo año escolar. Deben llevar el siguiente uniforme: un yilhab de color azul, un velo de color blanco que cubre cabeza y cuello. Zapatos negros o blancos”, rezaban varios carteles colocados en los centros educativos de Gaza. Una joven palestina ya fue castigada por no seguir las órdenes de los directores, influidos e instruidos por la línea programática del gobierno de Hamás.

“A mí y a una amiga nos han expulsado de la clase por ir con pantalones tejanos. Nos han avisado que mañana debemos ir con velo y tapadas todo el cuerpo, excepto el rostro”. El portavoz de Hamás, Taer Al Nunu, ha negado que exista una ley para obligar a las niñas a ir tapadas de pies a cabeza. “No hay ninguna orden oficial de nuestro gobierno. La vestimenta de las escolares va acorde a la sociedad musulmana tradicionalista”, afirmó Al Nunu, al negar las acusaciones de Al Fata de querer -paso a paso- convertir a Gaza en un Emirato islámico.

La indignación es mayor entre las pocas niñas cristianas que viven en Gaza y que han sido incluidas en las imposiciones de Hamás. Según la agencia palestina MAAN, las alumnas cristianas han sido obligadas a ponerse el velo islámico. No es la primera medida de Hamás respecto a su forma de ver y diseñar su mundo y la sociedad que gobierna. Hace unas semanas, obligó a las abogadas palestinas a presentarse en los tribunales con velo.

Al mismo tiempo, patrullas de la “policía de la modestia” -habitual en Irán- han estado vigilando este verano que las habitantes de Gaza cumplan “las normas de modestia”. También evitan por ejemplo que una mujer y un hombre no casados estén solos en un mismo coche. Varias organizaciones de Derechos Humanos han condenado las decisiones de Hamás, considerándolas “una violación del derecho y libertad individuales”. Los analistas locales creen que Hamas “está obligado” a radicalizar sus posturas tras ser acusado por pequeños grupos pro Al Qaeda en Gaza de “blando e infiel”.

En especial, tras el ataque de los efectivos armados de Hamás que mataron hace 10 días a más de 20 miembros de Jund Ansar Allah, o Soldados de los Acompañantes de Alá, un grupo identificado con la Yihad Mundial. La vuelta al colegio en Gaza coincide con el primer incidente violento entre soldados israelíes y palestinos en varias semanas.

El Ejército israelí evitó la infiltración de tres palestinos en el sur de Israel, lo que provocó la muerte de uno de ellos. Como respuesta, las milicias de Gaza lanzaron varios proyectiles contra una base militar en Israel, sin provocar víctimas.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login