Protesta estudiantil en Chicago por recortes en educación

Chicago.- Decenas de jóvenes se manifestaron frente a las oficinas del gobierno estatal, en protesta por los recortes presupuestales en educación, así como la reducción de oportunidades de empleo para este sector.

Con pancartas alusivas a sus reclamos, los jóvenes pidieron durante hora y media un alto a las políticas erróneas de desarrollo y a los recortes que atentan contra su futuro.

El mitin estuvo organizado por grupos comunitarios amenazados por la reducción del financiamiento que reciben del estado, como producto de los ajustes presupuestales recién autorizados por el Congreso de Illinois para equilibrar un déficit en las finanzas públicas cercano a los 12 mil millones de dólares.

Los oradores del encuentro destacaron la carencia de empleo para jóvenes, que este verano mostró su más cruda cara al reducirse las oportunidades de contratación temporal, así como de programas de desarrollo, dejando en Chicago a miles desempleados y expuestos a la delincuencia en las calles.

Allie Pates, de 15 años, integrante del grupo Females United for Action, dijo que mientras la autoridad del estado repite que los jóvenes son el futuro, “el gasto y las prioridades del gobierno nos están diciendo lo contrario, y nos muestran un presupuesto injusto y desbalanceado”.

En tanto Nelly Mendoza, joven integrante de la organización Albany Park Neighborhood Council, expresó que cuando se invierte en la gente joven, “nuestras familias y los vecindarios están más seguros y mejores, ahora y en el futuro. Pero si ustedes no lo hacen, estaremos todos en riesgo”.

Acompañados de sus padres, maestros y proveedores de servicios, los jóvenes, en su mayoría de origen hispano, llamaron a las autoridades tanto de la ciudad como del estado y el país a privilegiar programas para la juventud en la repartición de fondos públicos.

Con esto se busca aumentar las posibilidades de empleo a lo largo del año y en verano, los programas después de la escuela y para los adolescentes.

De acuerdo con información repartida por el grupo Leaders Inverting for Equality, el gobierno estatal anunció un recorte del 51 por ciento en el financiamiento de programas de asesoría escolar y de atención después de la escuela.

También una reducción de 16.1 por ciento al de servicio a jóvenes sin hogar, de 21.9 por ciento al de atención a la delincuencia y de 14.6 por ciento a la asesoría de padres de adolescentes, entre otros.

La administración estatal tiene hasta el 30 de septiembre para aplicar recortes por dos mil millones de dólares que autorizó el Congreso.

Asimismo, dejó a discrecionalidad del gobernador Pat Quinn las áreas donde se aplicarían, a fin de evitar asumir la responsabilidad política de los mismos, lo cual también el mandatario trata de evitar.

Los recortes implican el despido de casi dos mil trabajadores de las prisiones y la liberación de hasta 10 mil presos no violentos, la reducción en el financiamiento de programas de servicio humanitario, educativos y de investigación.

También incluyen 12 días de paga de trabajadores no sindicalizados, incluido el gobernador y los legisladores, quienes deberán cumplir antes de diciembre próximo.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login