Reservas de Nicaragua y Venezuela a declaración de OEA sobre Honduras

Venezuela y Nicaragua expresaron el lunes reservas sobre la declaración aprobada por el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) tras el retorno a su país del depuesto presidente hondureño, Manuel Zelaya.

Ninguno de los dos países bloquearon sin embargo el documento.

El embajador nicaraguense, Denis Moncada, expresó al final de la sesión que Zelaya rechazaba el Acuerdo de San José, impulsado por el presidente costarricense Oscar Arias para el retorno al orden constitucional en el país centroamericano.

Moncada dijo que Zelaya volvió a Tegucigalpa por sus propios medios.

Explicó que así se lo manifestó en una llamada telefónica el presidente nicaraguense Daniel Ortega, quien le instruyó que comunicara al Consejo Permanente que Zelaya le dijo que “no está de acuerdo” con el Acuerdo de San José.

Zelaya y el pueblo hondureño “determinarán cuál va a ser el procedimiento para dinamizar la solución del golpe de Estado” para su retorno a la presidencia, manifestó luego Moncada a reporteros.

Sin embargo, el ex embajador de Honduras ante la OEA, Carlos Sosa, declaró que Zelaya respalda la declaración de la OEA y el Acuerdo de San José.

“El representante legítimo del presidente Zelaya soy yo, no es el presidente Ortega ni el embajador de Nicaragua”, manifestó Sosa a reporteros. Afirmó que el depuesto mandatario incluso “lo ha dicho por escrito” que apoya la propuesta de Arias.

El embajador de Venezuela ante la OEA, Roy Chaderton, manifestó a su vez a periodistas que su país expresó reservas a la declaración porque mencionó la “firma inmediata” del Acuerdo de San José. “En primer lugar no hay ningún acuerdo, es un desacuerdo de San José”, indicó.

El regreso de Zelaya no se dio por la propuesta de Arias, sino porque el depuesto mandatario “tomó el altísimo riesgo de ingresar físicamente para recuperar su condición de presidente constitucional in situ”, puntualizó.

El resto de las delegaciones incluyendo a México, Brasil, Argentina, Ecuador y Jamaica, expresaron su respaldo a la declaración al indicar que indica claramente el retorno de Zelaya a la presidencia bajo el acuerdo de San José y exige garantías para asegurar su vida.

La declaración de la OEA “exhorta la firma inmediata del Acuerdo de San José”, exige plenas garantías a la vida y la integridad física de Zelaya y apoya las gestiones del jefe de la OEA, José Miguel Insulza, para facilitar el diálogo y el orden constitucional.

Insulza manifestó su voluntad de viajar a Honduras, lo que fue respaldado por los países miembros del organismo interamericano, al destacar que su presencia tendría por objetivo “apresurar el diálogo para solucionar esta situación” en la brevedad posible.

El Consejo Permanente de la OEA reiteró su respaldo a las gestiones de Insulza “en el marco de los mandatos del trigésimo séptimo periodo extraordinario de sesiones de la Asamblea General para facilitar el diálogo y el restablecimiento del orden constitucional”.

Exigió al gobierno de facto “plenas garantías para asegurar la vida y la integridad física del presidente Zelaya y un trato consecuente con su alta investidura, así como el retorno a la Presidencia de la República de conformidad con la resolución de la Asamblea General”.

Finalmente, el Consejo demandó “a todos los sectores de la sociedad hondureña actuar con responsabilidad y prudencia, evitando actos que puedan generar violencia e impidan la reconciliación nacional que tanto anhela el pueblo de Honduras y todo el continente”.

NOTIMEX

You must be logged in to post a comment Login