Roman Polanski podría permanecer varias semanas en la cárcel

ZURICH, Suiza (AFP) – El cineasta franco-polaco Roman Polanski, cuya liberación reclamaron el martes sus abogados a la justicia suiza tras rechazar su extradición a Estados Unidos, podría permanecer varias semanas en prisión, mientras renombrados cineastas adherían a una petición internacional de apoyo.

Este martes, el Tribunal Federal Penal de Bellinzona (sur de Suiza), una de las más altas instancias judiciales de la Confederación Helvética, confirmó haber recibido un recurso contra la extradición del cineasta a Estados Unidos.

“Dentro de algunas semanas se tomará una decisión, tras el intercambio de documentos”, añade el tribunal en un comunicado. Si esa solicitud es aceptada será automáticamente puesto en libertad, explicó a la AFP el abogado Thomas Fingerhuth, especialista en derecho penal.

Pero las posibilidades de que la solicitud tenga éxito pueden ser escasas, según Fingerhuth.

“Normalmente, el Estado (al que se solicita una extradición) hace todo lo posible para responder a esa demanda. Por eso es difícil soltar a un detenido en espera de extradición”, al menos que haya sido presentada una fianza suficiente, precisó el abogado.

Si los tribunales federales rechazan la solicitud de liberar a Polanski, el cineasta corre el riesgo de tener que esperar varios meses. “Un caso así (de extradición) puede tomar entre cuatro y seis meses”, según Fingerhuth.

Polanski rechazó el lunes “la demanda de extradición de la que es objeto por parte de Estados Unidos”, indicó su abogado francés, Hervé Temime.

El martes, el mismo letrado dijo a la AFP que había presentado un recurso ante la justicia helvética pidiendo la liberación de su cliente.

“Presentamos un recurso contra la notificación de la orden de captura internacional ante el tribunal de Bellinzona y la oficina federal de Berna”, precisó el letrado.

“Pedimos su liberación, eventualmente condicional. No hay un plazo legal para esta decisión, pero esperamos que se produzca lo más rápido posible”, agregó el abogado de Roman Polanski, de 76 años.

Polanski fue detenido el sábado a su llegada a Suiza, país al que viajaba a menudo porque allí tiene una casa, y donde el domingo iba a recibir un premio a su trayectoria cinematográfica en el Festival de Cine de Zúrich.

La justicia de Estados Unidos lo reclama por haber mantenido “relaciones sexuales ilegales” con una niña de 13 años en Los Angeles en 1977, luego de una sesión fotográfica en la casa de Jack Nicholson.

El cineasta tenía entonces 43 años. Samantha Geimer, que hoy tiene 45 años y es madre de familia, pidió en enero que se abandonaran los cargos contra Polanski.

Estados Unidos tiene 40 días para presentar formalmente a Suiza un pedido de extradición. El lunes, la fiscalía de Los Angeles (California, oeste de EEUU) confirmó que presentará un pedido de extradición de Roman Polanski.

Mientras tanto, más de un centenar de cineastas y artistas de todo el mundo firmaron una petición internacional en la que denuncian una “trampa policial” y reclaman la liberación de Polanski.

Entre éstos figuran los estadounidenses Woody Allen, David Lynch y Martin Scorsese, el español Pedro Almodóvar, los mexicanos Alfonso Cuarón y Alejandro González Iñárritu, el brasileño Walter Salles, el alemán Win Wenders y el serbio Emir Kusturica.

“Pedimos la liberación inmediata de Roman Polanski”, indicaron los firmantes de esta petición internacional impulsada por la Sociedad de Autores y Compositores Dramáticos (SACD) de Francia.

También expresaron su respaldo a Polanski, que en 2003 obtuvo el Oscar al mejor director por la película “El Pianista”, los cineastas Costa-Gavras, Wong Kar-Wai, Fanny Ardant, Ettore Scola, Marco Bellocchio, Giuseppe Tornatore, Barbet Schroeder, Bertrand Tavernier y la actriz Mónica Bellucci.

Polanski, que en 1977 se declaró culpable de corrupción de menor, y estuvo en la cárcel durante un mes y medio, escapó a París meses despué

You must be logged in to post a comment Login