Uruguayos eligen entre Mujica y Lacalle en un país afectado por inundaciones

MONTEVIDEO (AFP) – Los uruguayos eligen entre dar continuidad a la izquierda con el ex guerrillero José Mujica o hacer realidad la “revolución silenciosa” que espera el ex presidente liberal Luis Lacalle, en el balotaje del domingo, complicado por inundaciones y pronósticos de más lluvias.

Las encuestas asignan a la fórmula Mujica-Danilo Astori, de la coalición oficialista de izquierda Frente Amplio (FA), una ventaja de entre seis y ocho puntos porcentuales sobre el binomio Lacalle-Jorge Larrañaga, del Partido Nacional (centroderecha).

La proyección de resultados realizada por la empresa Factum en base a su encuesta estima que la fórmula Mujica-Astori tendrá entre 51% y 52% de los votos, contra 44%-45% para Lacalle-Larrañaga, en tanto sitúa entre 3% y 5% de votos en blanco o anulados.

Cifra, por su lado, atribuye 51% a la fórmula del FA, 45,4% a la del PN, con 3,6% de votos en blanco o anulados; Equipos Mori adjudica 50,9%, 43,8%, y 5,3% respectivamente, en tanto Interconsult proyecta entre 51% y 52%, 44%-45% y 4%.

Los 2.563.397 electores podrán acudir a las 6.870 mesas de votación a partir de las 08H00 (10H00 GMT) del domingo, con plazo hasta las 19H30 (21H00 GMT).

El acto eleccionario tiene como complicación -sobre todo en los circuitos rurales- las inundaciones que se registran en varias zonas del país, en especial en el norte y en el litoral del río Uruguay (limítrofe con Argentina), que hasta el momento obligaron a evacuar, según el Sistema Nacional de Emergencia, a 6.111 personas.

En ese sentido, la Corte Electoral coordina con las Fuerzas Armadas el traslado de votantes y urnas de votación, dijo el ministro Edgardo Martínez Zimarioff a la AFP.

“En principio no sería necesario utilizar helicópteros, y se utilizarán vehículos anfibios y todo terreno para garantizar la elección en las zonas complicadas por la inundación, pero hay que ver cómo evoluciona la situación”, señaló el integrante de la Corte Electoral.

La Dirección Nacional de Meteorología pronostica para el domingo precipitaciones y tormentas en horas de la tarde.

“Pensamos que en las mesas electorales en zonas rurales puede haber una extensión horaria”, indicó asimismo Martínez Zimarioff, agregando que “las juntas electorales están preparadas para agregar circuitos si es necesario”.

Respecto al conteo de los sufragios, “tal vez pasadas la 21H30 podamos iniciar el escrutinio”, dijo.

Martínez Zimarioff alertó que “puede llegar a haber muchos votos observados” (personas que votan en circuitos que no les corresponden) debido a las inundaciones, “y si llega a haber una diferencia estrecha entre los candidatos, el resultado oficial se demorará, porque el escrutinio secundario (para contabilizar estos sufragios) comienza recién el martes”.

De cualquier forma, las primeras proyecciones a boca de urna se esperan para las 20H30 (22H30 GMT).

Uruguay, de 3,24 millones de habitantes, tiene una diáspora de unos 500.000 emigrados, según el Instituto Nacional de Estadística. Se espera que entre 20.000 y 25.000 uruguayos acudan a votar desde Argentina por ferry, dijeron a la AFP funtes del Comando Central del FA en Buenos Aires.

Mientras un triunfalista Mujica prometía a los electores en el cierre de la campaña una continuidad de lo que ha sido el primer gobierno de izquierda del país (encabezado por el saliente Tabaré Vázquez, cuya popularidad personal roza 70%), en el PN afirmaban que “todavía no es demasiado tarde”.

En efecto, Lacalle dice apostar a una “revolución silenciosa”, pese a que es conciente de su desventaja: “Somos viejos amigos de la derrota”, afirmó sobre el PN –colectividad fundacional junto con el Partido Colorado– que ha gobernado tres veces en el siglo XX (1959-1963, 1963-1967 y 1990-1995).

You must be logged in to post a comment Login