Sigue Soñando

Por Rafael Crisóstomo


FullDeportes.com



Sin duda lo vimos brillar en Francia 98 cuando nos tocó escudriñar a Inglaterra desde la redacción del Washington Post en el suplemento especial en español sobre el Mundial.


Allí seguimos muy de cerca su participación como timonel de Inglaterra en uno de sus, de pronto, mejores momentos mundialistas. Luego nos toco viajar a Japón y mucho más de cerca aún lo observamos primero frente a nada menos que Argentina en ese casi inacabable e impresionante viaje, atravesando el mar por túnel rumbo a la ciudad de Sapporo donde el 7 junio del 2002 en el Dome de Sapporo, Inglaterra hizo suyo el triunfo en partido con sabor a todo y donde justamente Beckham convirtió de penal y Argentina pecó de inocente para pegarle con todo a Beckham olvidándose de hacer lo suyo…Buen fútbol.


El tercer mundial de Beckham en Alemania fue muy diferente con un Beckham más desgastado y trajinado donde de alguna manera pudo mostrar su toque y olfato para ponerla en el espacio que le duele al rival, atrás de los defensores y en esa pulgada del gramado vacía y sin marca, Beckham realmente tiene ese fino toque justo que hace daño. En nuestra opinión no tiene nada más que eso, pero es lo justo para matar.


Hoy desde nuestra trinchera estadounidense lo vivimos ya tres años en las filas del Galaxy en la MLS del tio Sam. Beckham ha sido muy irregular, demasiado diríamos, quizá luchando con su peor enemigo la lesión a la rodilla que no lo suelta. Pero de una manera muy creativa y con la pinta de metro-modelo-futbolista ha logrado mantener las expectativas en las canchas arrasando fama sobre todo en la hinchada femenina.


Pero en este particular 2009 a Beckham se la ha visto con mejor temple profesional. Tras una brillante campaña del Galaxy y acompañado de Landon Donovan, hoy por hoy el mejor futbolista estadounidense, y en sus deshojar margaritas de irse o nó a Europa y vistiendo esporádicamente la camiseta rojinegra rayada del AC Milán, Beckham sigue soñando con otro Mundial y su sueño está muy cercano de concretarse.


Queremos compartir una muy providencial entrevista que FIFA.com logró con el astro inglés y donde confiesa lo mucho que le ilusiona la idea de participar los próximos meses de junio y julio en Sudáfrica en la que sería su cuarta Copa Mundial, de sus buenos y sus malos momentos en las Copas Mundiales, de lo que opina sobre, Lionel Messi, y del legado que Sudáfrica 2010 dejará en el continente africano.


Fabio Capello, director técnico de Inglaterra, se refirió hace pocos días a las posibilidades que tiene el centrocampista inglés de convertirse, a sus 34 años de edad, en uno de los 23 jugadores que representarán a Inglaterra en Sudáfrica 2010:

“Sin duda alguna quedará incluido en la selección si disfruta de minutos de juego [con el AC Milan] y se encuentra físicamente a tono”, comentó el técnico.

“Yo no me fijo en la edad. Me fijo en la calidad, y a Beckham de eso le sobra. Es un profesional serio y cabal, y además se está entregando al máximo a su trabajo, con el objetivo de conseguir una plaza en el combinado que viajará al Mundial”.


David, recientemente participó en Ciudad del Cabo en la presentación del balón Jabulani de adidas, el balón oficial de la Copa Mundial de la FIFA 2010.


¿Ha tenido ocasión de practicar con él? ¿Qué opinión le merece?

Sí, tuve ocasión de practicar con él hace unos cuantos meses. Siempre me ha parecido estupendo aprovechar la oportunidad de probar las nuevas ideas de adidas antes que nadie. En mi opinión, el balón es fantástico. Su movimiento, su precisión, su toque, su tacto y su aspecto son perfectos. Realmente es la pelota idónea para un Mundial.


Usted ha disputado 115 partidos con la selección inglesa en los últimos 13 años. ¿Qué cambios ha notado en el fútbol durante este tiempo?



A lo largo de estos años se han producido muchos cambios: el fútbol se ha hecho más rápido, la tecnología ha avanzado. Lógicamente, las modificaciones que más se aprecian en el juego afectan a las tácticas, a las botas y a los balones; pero en el fútbol, en todos sus aspectos, de lo que se trata es de evolucionar y cambiar siempre.


¿Qué significa para usted jugar en la Copa Mundial de la FIFA?



Es la competición futbolística más importante del mundo. Cualquier jugador que haya tenido la gran suerte de participar en un Mundial sabe bien qué tiene de especial. Yo me siento muy afortunado por haber jugado en tres ediciones. Ojalá pueda repetirlo una cuarta. De verdad que es absolutamente increíble lo que se siente.


¿Qué recuerdos conserva de la primera vez que vio la Copa Mundial de la FIFA cuando era niño?



Mis primeros recuerdos son los goles de Bryan Robson [contra Francia en España 1982]. Quería ser tan valiente como él sobre el terreno de juego. Era mi héroe. Me propuse imitar todo lo que él había conseguido a lo largo de su carrera. He tenido la gran suerte de ver cumplidos mis deseos.


También ha pasado por momentos muy malos en la Copa Mundial. Cuando se para a pensar en las eliminaciones de Inglaterra ante Argentina en 1998, ante Brasil en 2002 y ante Portugal hace cuatro años, ¿cuál le duele más?
Todas y cada una de ellas sin excepción.


Resulta imposible describir qué sientes cuando te apean de un Mundial. Se espera tanto de nosotros como país y como equipo que nuestra eliminación de la competición provoca un desencanto y una decepción enormes. Duele siempre igual.


Hasta la fecha, ha jugado en tres fases finales de la Copa Mundial y ha anotado goles en todas ellas. ¿Qué partido le ha dejado mejores recuerdos?



Debo reconocer que, desde el punto de vista personal, el partido contra Argentina de 2002, donde marqué aquel penal. Siempre sientes un cosquilleo particular cuando derrotas al rival, pero en este caso se da la circunstancia de que cuatro años antes me habían expulsado de un partido contra los argentinos, un partido en el que además nos ganaron a los penales. Cuatro años después, cuando anoté el gol de la victoria viví un momento extraordinario.


Argentina cuenta actualmente en sus filas con un futbolista, Lionel Messi, que acaba de ser elegido Jugador Mundial de la FIFA. ¿Qué opina de él?



Sin duda alguna, se trata de uno de los mejores futbolistas a los que me he enfrentado, además de uno de los mejores jugadores que he visto. Atesora un talento enorme en su escasa estatura. Es el futbolista más parecido a Maradona que haya existido jamás; juega incluso con la misma pasión. Está triunfando, pero sigue siendo una persona excelente. Estoy seguro de que el futuro le traerá muchos más éxitos.


¿Quién cree que destacará este año como el hombre más decisivo de la selección inglesa, y por qué?



Creo que contamos con muchos jugadores decisivos en el equipo: Wayne Rooney, Steven Gerrard, Frank Lampard, John Terry, Rio Ferdinand… Disponemos de jugadores excepcionales en todas las demarcaciones. Tenemos la gran suerte de contar con un grupo de futbolistas de enorme calidad.


En esta edición, Fabio Capello vivirá por primera vez una fase final de la Copa Mundial de la FIFA. Usted que ha trabajado con él en el Real Madrid y ahora en la selección, ¿cree que disfrutará de la experiencia?



Fabio Capello es un entrenador extraordinario y muy experto. Sabe cómo ganar un partido y sabe cómo ganar un campeonato. Estoy convencido de que disfrutará al máximo de ese instante en el que salga al campo como seleccionador de Inglaterra para dirigir al equipo en su primer partido en el Mundial. Estoy seguro de que le llenará de orgullo sentarse en el banquillo para ver jugar a sus hombres.


Participa en muchas campañas benéficas, como las de UNICEF y No Más Paludismo, que mantienen una conexión muy importante con África.


¿Qué espera que esta Copa Mundial de la FIFA aporte a Sudáfrica y al continente africano en general?



El fútbol le cambia la vida a la gente y modifica la actitud de las personas. Opino que este Mundial sacará a la luz ciertas cuestiones. Hasta cierto punto, ya lo ha hecho. En Ciudad del Cabo, visité un hospital donde conocí a una mujer y a varios niños afectados por el virus VIH, y realmente me conmovió. Espero que salga a la luz pública la batalla contra enfermedades como ésa. La Copa Mundial también aportará mucho dinero a Sudáfrica, que podría servir para revitalizar ciertas partes del país.


You must be logged in to post a comment Login