El mundo apaga las luces en La Hora del Planeta

Individuos, empresas y funcionarios del gobierno en 4 mil ciudades en 125 países participaron en La Hora del Planeta, reclamando un futuro más limpio y más seguro.

En Estados Unidos, La Hora del Planeta se observó en todos los 50 estados y la capital de la nación, al irse extendiendo la oscuridad en las residencias de los gobernadores y edificios del capitolio en los diferentes estados.

La lista de sitios icónicos que se oscurecieron incluyeron la Montaña Rushmore, las Cataratas del Niágara, el Distrito de Teatros de Broadway y Las Vegas Strip.

“De costa a costa, los estadounidenses afirmaron fuertemente que están listos para que Estados Unidos sea un líder en la revolución verde”, expresó Carter Roberts, presidente y director ejecutivo de WWF.

Gobernadores y legisladores estatales de 33 estados, cinco veces más que el año pasado, apoyaron oficialmente La Hora del Planeta y apagaron las luces de sus residencias y edificios del capitolio estatal.

En Minnesota, se apagó la iluminación decorativa del Puente Aéreo Duluth mientras que en Alaska el Anchorage 5th Avenue Mall apagó la iluminación de su marquesina. La Universidad de Virginia representó a la Mancomunidad, mientras que en el Estado de la Estrella Solitaria una serie de ciudades como Austin, Dallas y Houston aprobaron resoluciones y apagaron las luces de los edificios que demarcan el perfil de sus ciudades.

Entre los sitios notables a lo largo del país que participaron en el evento este año están:

• El Castillo Smithsonian en Washington D.C.

• El Space Needle y el rótulo del Mercado Pikes Place en Seattle

• El Edificio Chrysler, el Edificio Empire State, el Edificio de las Naciones Unidas y las marquesinas de los teatros de Broadway en Nueva York

• El Pylons en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, el Muelle de Santa Mónica y el Hotel Queen Mary en Los Ángeles

• El Puente Golden Gate en San Francisco

• El Monumento de Soldados y Marinos en Indianápolis

• El Castillo de Montezuma en Arizona

• El Wrangler en Cheyenne, Wyoming

• El Mercado Público de Milwaukee en Wisconsin

• El Acuario Nacional en Baltimore

• La Torre de Sears/Willis en Chicago

En América Latina:

• El Angel de Independencia en la Ciudad de México

• La ExpoForest en Santa Cruz, Bolivia

• La Torre Colpatria en Bogotá, Colombia

• El Obelisco en Buenos Aires, Argentina

• El Palacio de Gobierno y La Catedral en Lima, Perú

• El Malecón en Copacabana, en Rio de Janeiro, Brasil

• El Puente de Estaiada, en San Paulo, Brasil

• Las ruinas Mayas de Chichen Itzá en Mérida, México

• El Invernadero de los Jardines Botánicos, en Curitiba, Brasil

• El Cristo Redentor en Rio de Janeiro, Brasil

• La Catedral y el Municipio de Quito, Ecuador

• La Casa Dorada o Casa del Gobierno Departamental en Tarija, Bolivia

• El Malecón de La Paz, Baja California Sur, México

El espíritu de La Hora del Planeta se implementa de manera práctica en la manera en que las ciudades y monumentos apagan las luces como rutina diaria.

En Chicago, BOMA, la Asociación de Propietarios y Administradores de Edificios ha desarrollado lineamientos para disminuir la contaminación lumínica y reducir la huella de carbono de los edificios del centro de la ciudad.

La Montaña Rushmore, en Dakota del Sur, comenzará ahora a apagar sus luces cada noche alrededor de las 9 p.m. en lugar de las 11 p.m.

La Hora del Planeta es sólo un paso y un esfuerzo continuo hacia un mundo más sostenible.

Después de participar en La Hora del Planeta, WWF espera que los individuos, empresas, ciudades y estados continúen el diálogo, creando soluciones que resuelvan la crisis climática y lleven a un futuro más saludable y más seguro.

You must be logged in to post a comment Login