Estudiantes ‘Soñadores’ defienden sus valores

Una serie de acciones de parte de un grupo de valientes jóvenes inmigrantes ha puesto de manifiesto uno de los aspectos más nefastos de nuestro sistema de inmigración.

Bajo la actual ley, los jóvenes inmigrantes que arribaron a Estados Unidos cuando niños, han crecido como estadounidenses, y se han integrado como tal excepto que carecen de documentación, se les niega concretar su Sueño Americano y corren el riesgo de ser deportados a países que ni siquiera recuerdan.

La mejor forma de remediar esta situación es que el Congreso apruebe la medida DREAM Act, una sensata pieza legislativa que ha formado parte de cada propuesta de reforma migratoria integral que se ha presentado hasta el momento.

La DREAM Act permitiría que algunos jóvenes indocumentados que llenen los requisitos legalicen su situación migratoria si llegaron a Estados Unidos cuando eran niños, llevan mucho tiempo viviendo en este país, asisten a la universidad o se enlistan en el servicio militar.

Ayer cinco jóvenes, vestidos con toga y birrete de graduación, condujeron una protesta en las oficinas del senador republicano John McCain en Tucson, Arizona, para atraer la atención en torno a la necesidad de que el Congreso apruebe la medida DREAM Act y sobre el hecho de que en el pasado McCain coauspició esta pieza legislativa, pero ahora ha dado marcha atrás debido a su primaria contra el ex congresista J.D. Hayworth.

El comunicado de prensa emitido por los estudiantes indica que “estamos arriesgando la deportación con la esperanza de que esta acción contribuya significativamente a la lucha por los derechos de los inmigrantes”.

En respuesta al ataque de leyes y medidas centradas en la aplicación de leyes, organizaron una manifestación en la oficina del senador McCain e instaron a que el Congreso ejerza liderazgo en defensa de la DREAM Act y los valores que representa: trabajo duro, educación y justicia”.

“Estos jóvenes líderes representan lo mejor del espíritu estadounidense. Son intrépidos en sus convicciones y heróicos en sus esfuerzos”, declaró Frank Sharry, director ejecutivo de America’s Voice.

Al igual que sus compañeros de Trail of Dreams en Chicago, Nueva York, y en otros recintos universitarios y ciudades a través del país, estos jóvenes están defendiendo su postura y arriesgándolo todo.

En vez de detener y deportar a estos jóvenes estadounidenses, Washington debería apresurarse a honrar su valentía y concederles la ciudadanía”, agregó Sharry.

Cada años 65,000 jóvenes indocumentados se gradúan de las secundarias de Estados Unidos y muchos luchan por asistir a instituciones de educación superior o para ingresar al servicio militar. En muchos casos, estos jóvenes han vivido en Estados Unidos durante casi toda su vida. Cansados de estar sujetos a un sistema migratorio disfuncional y anticuado, estos alumnos se han manifestado de extraordinarias maneras.

Por ejemplo, algunos han decidido presentarse como son, “Indocumentados y Sin Miedo”. Otro grupo de jóvenes caminó 1,500 millas desde Miami hasta Washington, D.C. en el “Sendero de los Sueños” para llamar la atención sobre la necesidad de la medida DREAM Act.

“El liderazgo requiere valentía y estos jóvenes la poseen. Esperemos que Washington se inspire en ellos y actúe”, concluyó Sharry.

Fuente: America’s Voice

You must be logged in to post a comment Login