España: Democracia por fuera, dictadura por dentro

Por Jaime Richart

 

Entre unas cosas y otras:

– la crisis económica que ha percutido la crisis social causada por el mayor enriquecimiento de los dueños del dinero a secas y por los que se han apropiado o han dilapidado el dinero público;

– la virtual defenestración de la débil y debilitada izquierda oficial a su vez derechizada, afín a la monarquía y proclive a mantener el statu quo que, aun de manera irrisoria, de algún modo le favorece en el reparto del poder político;

– el desvanecimiento y el papel semidecorativo de la izquierda real en los parlamentos;

– la desaparición traumática, para aviso a navegantes, de un juez controvertido pero que trabajó en favor de lo que pueden considerarse causas sociales y en general de izquierda;

– la justicia de los estamentos superiores desvergonzadamente involucionada… si es que no lo fue siempre;

– la desaparición, por el momento, de “Público”, el único diario oficial de izquierdas, a la que seguirá la caída de las empresas asociadas asimismo a la progresía aun descafeinada de Globomedia, Prisa, etc,, y con ello emisoras de radio y canales de televisión de vocación izquierdista o dotadas simplemente de conciencia social;

– la contundencia empleada por las policías regidas por las instituciones de la derecha en las manifestaciones de protesta que tienen lugar y augura tiempos aún peores;

– los privilegios de las castas dominantes que chocan frontalmente con la depauperación paulatina de la clase trabajadora y en general de las clases desfavorecidas;

– el triste papel de los sindicatos en todo este caótico estado de cosas;

– la desigualdad galopante y el ahondamiento en la misma;

– la mayoría absoluta de la ultraderecha, prácticamente en el parlamento y en la inmensa mayoría de ayuntamientos y autonomías…

– las corrientes de opinión reducidas a la corriente de opinión de los medios afines a la mayoría absoluta de la ideología dominante.

Todo ello en conjunto constituye el mapa político, económico y social de un país con la cáscara de una democracia burguesa y la pulpa de una dictadura virtual; una dictadura constituida no por un dictador sino por varios repartidos por todos los estamentos políticos, económicos, empresariales y judiciales. Sin hablar del peso que sigue teniendo la Iglesia católica…

España es diferente de los demás países europeos. Mil cosas y percepciones lo atestiguan. Pero siempre diferente por la distancia entre la crudeza, incivilidad y abusos del poder de los que la dominan habitualmente, y la precariedad y debilidad de los siempre sometidos y zarandeados por la prepotencia y privilegios medievales de los otros, descarados o solapados cada vez con más cinismo. Y la que nos espera…

 

About Ramón Jiménez

Ramón Jiménez, actual Managing Editor de MetroLatinoUSA. Periodista que cubre eventos de las comunidades latinas en Washington D.C., Maryland y Virginia. Graduado de la Escuela de Periodismo de la Universidad del Distrito de Columbia. Galardonado en numerosas ocasiones por parte de la Asociación Nacional de Publicaciones Hispanas (NAHP) y otras organizaciones comunitarias y deportivas de la región metropolitana de esta capital. También premiado en dos ocasiones como Mejor Periodista del Año por la cobertura de la comunidad salvadoreña; premios otorgados por la Oficina de Asuntos Latinos del Alcalde de Washington (OLA) y otras organizaciones. Ha sido miembro del jurado calificador en diferentes concursos literarios, de belleza y talento en la región metropolitana. Ha visitado zonas de desastre en Nicaragua, Honduras y El Salvador e invitado a esos países por organizaciones que asisten a personas de escasos recursos económicos. Antes trabajó en otros medios de prensa de Virginia y Washington, D.C., incluyendo reportajes para una agencia noticiosa mundial.

You must be logged in to post a comment Login