Solidaridad sin reservas

Por Ramón Jiménez

Como haciendo honor a su nombre, “solidaridad” fue la palabra clave en la Noche Cultural del Comité de Solidaridad Monseñor Romero, celebrado este sábado 6 de octubre en Washington, D.C.

Silvio Solís de Paraguay y su arpa/Foto Ramón Jiménez.

Y eso fue lo que se pudo apreciar en el transcurso de las cinco horas de duración del evento, que tuvo lugar en el local de la Sociedad Ética de esta capital, donde paraguayos, hondureños, colombianos, guatemaltecos, mexicanos, salvadoreños y de otros países no solamente se estrecharon las manos sino que también compartieron juntos muestras de lo mejor que ofrecen sus países como son los alegres bailes folklóricos y deliciosos platos típicos.

“La solidaridad hay que brindarla sin ninguna reserva”, recomendó el sacerdote Vidal Antonio Rivas, párroco de la Iglesia Luterana San Mateo de Hyattsville, Maryland, quien fue uno de los fundadores del Comité hace once años, tiempo en el cual han ayudado a muchas familias necesitadas en México, Centroamérica y algunos países sudamericanos, con énfasis en la educación, salud y desarrollo comunitario.

Los mexicanos fueron muy aplaudidos/Foto Ramón Jiménez.

Según Rivas, en todo el mundo existen unos 700 comités que llevan el nombre del arzobispo de San Salvador monseñor Oscar Arnulfo Romero; incluso en Nueva Zelanda, Australia, China, Japón y otros países de todos los continentes, según lo pudo comprobar en una conferencia anual que tuvo lugar en México Distrito Federal.

Monseñor Romero —a quien ya muchos llaman San Romero de América y está en proceso de canonización en el Vaticano— fue asesinado el 24 de marzo de 1980 de un tiro al corazón por escuadrones de la muerte, mientras oficiaba misa en la capilla de un hospital para personas con cáncer; lo que dio origen al estallido de la guerra civil salvadoreña, que se prolongó por 12 años y dejó más de 75 mil muertos, unos 8 mil desaparecidos, miles de lesionados y miles de millones en pérdidas materiales.

Niñas del grupo Awal-Maya de Guatemala/Foto Ramón Jiménez.

Para la presidenta del Comité de Solidaridad, Bessy Granados es imprescindible no olvidarse de tantas personas que “necesitan de nuestra” ayuda de diferentes formas.

“Sigamos unidos para la construcción de un mundo mejor”, señaló.

Animaron la Noche Cultural el maestro arpista Silvio Solís de Paraguay, el guitarrista salvadoreño José Alfaro, los grupos de baile Awal-Maya de Guatemala, Raíces del Pacífico de Colombia, Oveja 100 de El Salvador, Ballet Folklórico Mi Herencia Mexicana.

You must be logged in to post a comment Login