Activistas latinos se movilizan ante esfuerzos de suprimir el voto

Grupos conservadores afiliados con el Partido Republicano han impulsado proyectos de ley en varios estados para requerir una identificación al ciudadano al momento de votar, bajo la excusa de evitar el fraude.

Esos intentos los realizan pese al bajo número de casos en el que el elector intenta sufragar dos veces o con una identificación falsa.

Grupos cívicos han advertido que ese tipo de medidas puede suprimir el voto de las minorías étnicas y raciales, así como a los jóvenes, las personas mayores y los discapacitados.

Esas personas, que tienden a votar por el Partido Demócrata, enfrentan dificultades económicas y personales para obtener una identificación.

Este año, un total de 11 estados que incluyen Florida, Georgia, Hawai, Idaho, Indiana, Kansas, Luisiana, Michigan, Nueva Hampshire, Dakota del Sur y Tenesí, los cuales representan el 15 por ciento de los votantes latinos, aprobaron una identificación con foto a la hora de votar.

Los defensores de derechos de los votantes lograron una victoria a principios de mes, cuando un juez de de Pensilvania bloqueó la entrada en vigor de una ley de identificación del votante.

El juez Robert Simpson sostuvo en su decisión que la instrumentación de esa ley puede tomar tiempo y las autoridades no podrían procesar rápidamente las solicitudes de identificación.

El juez afirmó, sin embargo, que no restringirá que los funcionarios electorales de Pensilvania pidan una identificación, pero la falta de ese documento tampoco invalidará el voto de la persona.

Por su parte, grupos cívicos se han movilizado para inscribir a latinos para que ejerzan su derecho al voto y cumplan su deber cívico en los comicios presidenciales de noviembre en el que el presidente Barack Obama busca la reelección frente a su rival republicano Mitt Romney.

You must be logged in to post a comment Login