La derecha chilena se lame las heridas

Teresa Gurza.

 

Tres primeras veces se juntaron en las elecciones para elegir alcaldes y concejales, de este domingo en Chile.

Es la primera vez que hubo comicios luego del triunfo de Sebastián Piñera, que llegó al poder como candidato de la coalición de derecha; es la primera, tras la derrota de la Concertación de partidos de izquierda que gobernó 16 años luego de la dictadura pinochetista;  y es la primera ocasión que en Chile hay voto voluntario y sin castigo por no sufragar.

Se eligieron 345 alcaldes; entre ellos a Carolina Tohá, hija del asesinado secretario de la Defensa del presidente Salvador Allende, José Tohá, quien ganó por mucho la comuna más importante del país, Santiago, centro del poder, la economía y el gobierno de Chile.

Triunfó  también  Maya Fernández Allende, nieta del presidente Allende y militante del Partido Socialista; que será alcaldesa de Nuñoa por haberle ganado con 92 votos de diferencia al alcalde de ese lugar Pedro Sabat, una de las cartas fuertes de la derecha.

En contraste, Joaquín Lavín León, hijo de Joaquín Lavín Infante, una de las personalidades derechistas más emblemáticas por haber sido ex alcalde de Santiago, ex candidato a la presidencia y actual ministro de Desarrollo Social, perdió en Maipú; municipalidad que la derecha gobernaba desde hace 16 años.

En resumen, de las comunas importantes de la región metropolitana, la Concertación recuperó 10 y la coalición gobernante sólo se quedó con Las Condes y Vitacura; perdiendo entre otras, Santiago, El Bosque y Providencia,

También de la Región Metropolitana es la comuna de Til Til, donde viví casi once años; y que ahora perdió el Partido Comunista, que era gobierno desde hace 16.

En el resto del país la derecha también sufrió mermas.

Los últimos datos oficiales con más del 96 por ciento de los votos contados, indican que en la votación de alcaldes, la oposición obtuvo el 43 punto 10 por ciento frente al 37 y medio por ciento del oficialismo.

Resultados que hicieron declarar a Carlos Larraín, presidente del Partido Renovación Nacional y uno de los personajes públicos más derechistas de la política chilena “Ahora viene un proceso de lamerse las heridas; sufrimos un retroceso electoral, pero no como para perder la compostura”.

Su partido (RN), obtuvo casi el 12 por ciento; con lo que salió tercero en la votación general; antecedido por la Unión Democrática Independiente UDI, del presidente Piñera que fue el más votado a nivel nacional con el 17 y tantos por ciento y de la Democracia Cristiana, el de más votos en la Concertación de Centroizquierda con el 16 punto cuatro por ciento.

El Partido Progresista del ex candidato a la presidencia, Marco Enríquez Ominami, sacó apenas casi un tres por ciento.

Esta votación municipal abre posibilidades reales para que la centroizquierda vuelva a la presidencia en las elecciones del año entrante; tal vez con la expresidenta Michelle Bachelet, nuevamente como candidata.

Además de alcaldes, se eligieron mil 224 concejales; uno de ellos en la región de Valparaíso, es transgénero y en las comunas de  Lampa y Providencia también tuvieron presencia las minorías sexuales.

La abstención fue alta, más del 55 por ciento; por lo que el presidente Piñera pidió “a todos los partidos y a todos los chilenos,  reflexionar frente a este fenómeno y comprometerse para elevar la participación ciudadana en las próximas elecciones”.

You must be logged in to post a comment Login