Argelia: Rehenes liberados hablan sobre odio de captores

Los primeros testimonios de los rehenes liberados en el complejo gasístico de In Amenas, tras el sangriento asalto del ejército argelino que puso fin a 72 horas de ocupación y secuestro, sugiere la conversión en «guerra santa contra los cristianos» de todos los conflictos superpuestos en el zona sur del Sahara y el Sahel.

Los yihadistas de labrigada Moulathamine, una facción de Al Qaida del Magreb Islámico (AQMI), gritaban a sus rehenes argelinos: «Vosotros, musulmanes y argelinos, no tenéis nada que temer. Nosotros buscamos a los cristianos que matan a nuestros hermanos en Malí y enAfganistán para apoderarse de nuestras riquezas».

Algunos de los yihadistas hablaban «inglés con acento norteamericano» y sorprendieron a sus rehenes tanto por su conocimiento muy preciso de las instalaciones gasísticas como por su fanatismo religioso.

«Bien informados»

Riad, un argelino, declaró en la televisión: «Los brigadistas no se dirigieron a la planta argelina de GTP, ni a la Sarpi italiana, atacaron las bases inglesa de BP y la japonesa de JGC, las únicas donde había extranjeros, a quienes ellos calificaban indiscriminadamente de cristianos».

Tras lo que agregó: «No me cabe duda de que contaron con algunas complicidades en el interior de la planta. Conocían el sitio exacto de las habitaciones de los extranjeros, conocían todos los detalles del funcionamiento de la base».

«Mataban con furia, a bocajarro en la cabeza»

Abdelkader, otro argelino que trabaja para BP, comparte el mismo punto de vista: «Estaban muy bien informados. Tenían informaciones que solo pudieron facilitarles gente que tiene acceso a las instalaciones.

Vinieron a matar extranjeros.

Un terrorista gritaba “¡Abran las puertas!” en inglés con acento norteamericano. Mataban con furia, a bocajarro en la cabeza, machacándoles los cráneos».

Abdelkader también subraya la furia anticristiana: «Nos ordenó reunirnos con nuestros colegas argelinos, diciéndonos: “Los musulmanes y los argelinos no tenéis nada que temer. Solo nos interesan los perros cristianos».

Los testimonios de los rehenes franceses liberados abundan en la brutalidad del secuestro. Alexandre Berceaux comenta: «Comenzaron a tirar sobre los guardianes con frialdad brutal, dando alaridos incomprensibles, para mí. Cuando solo querían neutralizar a los argelinos tiraban sobre sus piernas. Cuando deseaban matar tiraban a la cabeza, que estallaba como un balón ensangrentado».

Liviu Floria, un rehén rumano, declaró: «Fue una pesadilla sangrienta. Si me hubiese encontrado entre los rehenes occidentales hoy no estaría vivo».

Japoneses entre víctimas

Hasta el momento las autoridades argelinas han informado de la muerte de 32 terroristas y 23 rehenes.

Pero la cifra podría elevarse tras el hallazgo de 25 cadáveres sin identificar, según informa la televisión Ennahar, que cree que se trata de rehenes. De entre los cadáveres identificados, doce de ellos pertenecen a japoneses, con quienes también se cebaron en especial los terroristas. Asimismo, Ennahar informó de que cinco de los terroristas fueron capturados con vida.

Fuente: ABC

 

You must be logged in to post a comment Login