¿Colonización militar del continente?

Estados Unidos refuerza su presencia en América Latina.

 

Muchas bases norteamericanas son ‘disfrazadas’ como típicas viviendas de bajos recursos o misiones humanitarias.

En la mayoría de los casos, las bases son ‘disfrazadas’ de típicas viviendas de bajos recursos o misiones humanitarias, como campañas de vacunación o programas de ayuda en caso de catástrofes naturales. Estos ingenieros o médicos son militares capaces de poner una vacuna o proyectar un puente, así como de disparar o diseñar cualquier tipo de ataque.

Pablo Ruiz, ex preso político, asegura a RT que el Ejército norteamericano cuenta con decenas de bases en la región. “Con las bases en Chile, en Perú y otros países se está hablando de unas 70 bases y a nivel mundial Estados Unidos tiene cerca de 1.000 bases militares”, comenta.

Una de las bases conocidas es el Fuerte Aguayo en la ciudad chilena de Concón, que fue inaugurada hace un año por el embajador estadounidense en Chile, Alejandro Wolff. Las instalaciones sirven para ejercicios tácticos de operaciones militares conjuntas en zonas urbanas. Su crecimiento está llamando la atención de las Fuerzas de Seguridad de otros países de la región.

Según opina el analista político, Salvador Muñoz, con la instalación de la base Fuerte Aguayo en la ciudad chilena de Concón, “Estados Unidos busca fortalecer su posición en el territorio latinoamericano y el Gobierno chileno pretende mejorar los mecanismos de represión contra los opositores”.

Los analistas internacionales indican que Estados Unidos tiene varias razones para reforzar su presencia militar en América Latina. Una de ellas son los recursos naturales, dado que la región es una de las zonas más ricas del planeta en agua, minerales y petróleo.

Además, Washington, que quiere seguir influyendo en las cuestiones económicas de la región, se preocupa por la consolidación de los gobiernos de algunos países, que están en contra de las políticas aplicadas por Estados Unidos y están aumentando su autonomía.

En el caso de que algo ‘se salga de control’, la existencia de esas bases permite a Estados Unidos alcanzar rápidamente cualquier lugar del continente por aire y mar.

Los especialistas subrayan que todo esto es una estrategia de Estados Unidos en el marco de una integración política desfavorable a sus intereses, mientras que las declaraciones diplomáticas que se vierten tanto desde el Pentágono como por parte de los gobiernos de algunos países suramericanos rechazan cualquier acusación de que haya una estrategia militar al respecto.

Fuente: RUSSIA TODAY/ARGENPRESS.Info

You must be logged in to post a comment Login