Crimea

Protesta esta semana frente a la Embajada rusa en Washington. Foto: AP/BBC.

Protesta esta semana frente a la Embajada rusa en Washington. Foto: AP/BBC.

Por Alejandro Teitelbaum

Las potencias occidentales, encabezadas por Estados Unidos, protestan y amenazan a Rusia por la presencia de tropas rusas en Crimea, a la que los medios de comunicación llaman indistintamente provincia de Crimea o directamente Ucrania.

El parlamento ruso aprobó una resolución autorizando el empleo de tropas para proteger a sus nacionales.

Obama agrega que la presencia de tropas rusas en Crimea “viola el derecho internacional”.

El muerto se asusta del ahorcado. ¿Cuántas veces Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña y otros países invadieron países extranjeros? Especialmente Francia y Estados Unidos, a veces con el pretexto de proteger a sus nacionales.

Pero veamos los hechos y un poco de historia.

Crimea no es una provincia sino una República Autónoma dentro de Ucrania.

Su población actualmente está compuesta de 60 por ciento de rusos, 24 por ciento de ucranianos, 10 por ciento de tártaros, 1,45 por ciento de bielorrusos y otras minorías que no alcanzan al uno por ciento.

Crimea formó parte del imperio ruso desde 1783. Cuando se produce la revolución bolchevique en 1917 estalla la guerra civil y comienza la intervención militar extranjera contra la Revolución que dura hasta 1922. Parte de esa intervención fue el desembarco en Crimea de tropas inglesas, francesas, estadounidenses y turcas, que finalmente fueron derrotadas por el Ejército Rojo.

Entonces Crimea formó se integró en la Unión Soviética y en 1957, dentro de la URSS, pasó a formar parte de Ucrania.

Luego de la implosión de la URSS, en 1992, Crimea adquirió el estatuto de República Autónoma dentro de Ucrania y Rusia, que tiene una importante flota de guerra con base en Sebastopol, celebró un acuerdo con Ucrania para mantener la base, con derecho a estacionar 25000 soldados en la región, un centenar de tanques y unos cuantos aviones. Acuerdo que actualmente rige hasta 2042.

De modo que la presencia de soldados rusos en Crimea no viola el derecho internacional, como dice Obama, siempre tan respetuoso del derecho internacional y reputado pacifista, según el Comité Nóbel.

La inquietud y el rechazo de los rusos de Crimea frente a las nuevas autoridades de Kiev está plenamente justificada , pues han surgido de un golpe de Estado —groseramente propulsado por las potencias occidentales— donde el protagonismo principal lo tuvieron el partido de derecha Svoboda y los neonazis, perfectamente organizados y armados (véase Tea Party And The Right AlterNet / By Max Blumenthal Is the U.S. Backing Neo-Nazis in Ukraine? Exposing troubling ties in the U.S. to overt Nazi and fascist protesters in Ukraine. February 24, 2014 http://www.alternet.org/tea-party-and-right/us-backing-neo-nazis-ukraine).

Una prueba de la desconfianza de los habitantes de Crimea en el partido Svoboda es que en las elecciones parlamentarias de 2010, dicho partido obtuvo en la República Autónoma el 0,19 por ciento de los votos (1361 votantes).

Las potencias occidentales encendieron el fuego propulsando el golpe de Estado para desprender a Ucrania de la influencia rusa y someterla a los dictados de la Troika (FMI, Unión Europea y Banco Central) como es el caso de Grecia y de otros países de Europa Occidental.

Una solución pacífica del conflicto sería la aplicación del acuerdo a que se llegó entre las partes un día antes del golpe de Estado.

Lo que no excluye que el pueblo de Crimea decida ejercer plenamente su derecho inalienable a la autodeterminación.

Fuente: ARGENPRESS.info

 

You must be logged in to post a comment Login