Arriban los restos del expresidente Bush a Washington

Los restos del expresidente Bush permanecerán hasta el miércoles en la rotonda del Capitolio de EE.UU. en Washington.

Por Ramón Jiménez

Los restos del expresidente de Estados Unidos, George H.W. Bush llegaron al Capitolio de Washington procedentes de la Base Aérea de Andrews en el estado de Maryland, no muy lejos de la capital estadounidense.

El féretro del exmandatario cubierto con la bandera de Estados Unidos fue bajado del avión presidencial y llevado a un carro fúnebre por una guardia de honor mientras una banda militar tocaba la marcha presidencial.

En el avión presidencial también viajó el hijo de Bush, el expresidente George W. Bush junto con su esposa, Laura y otros miembros de la familia. En la pista se encontraba también el exgobernador de Florida, Jeb Bush, otro de los hijos del fallecido mandatario junto a otras personas allegadas a la familia.
 
Entre quienes recibieron el cuerpo del expresidente Bush en la Base Aérea Andrews, estuvieron los 114 miembros de la tripulación del portaaviones USS George H.W. Bush. También estuvieron a recibirlo los tripulantes y personal que trabajó en el Air Force One cuando Bush era presidente.

El ataúd permanecerá durante tres días en capilla ardiente dentro del Capitolio de Estados Unidos hasta el miércoles y luego habrá una misa funeral en la Catedral Nacional de Washington, en la avenida Wisconsin, donde solo podrán ingresar personas invitadas. Luego de la misa fúnebre el féretro regresará a Houston, Texas donde será sepultado.

El ataúd llegó a la Base de Andrews en Maryland.

George H.W. Bush, el cuadragésimo primer presidente de Estados Unidos, falleció el viernes a la edad de 94 años. Bush fue elegido presidente en 1988 y se convirtió en el primer y único exdirector de la CIA en dirigir el país.

Desde 1981 hasta 1989 se desempeñó como vicepresidente de Ronald Reagan. En su discurso de toma de posesión de la Presidencia, en 1989, prometió construir una nación más amable y generosa; no obstante, supervisó dos guerras durante su presidencia.

En 1989, Bush invadió Panamá para arrestar al excolaborador de la CIA Manuel Noriega, en un operativo en el que murieron cerca de 3.000 personas. Un año después, Bush inició la Guerra del Golfo, después de que el líder iraquí Saddam Hussein invadió Kuwait.

El ataque perpetrado por Estados Unidos devastó la infraestructura civil iraquí y causó la muerte de un número de civiles iraquíes que no ha sido determinado. Doce años después, su hijo, el presidente George W. Bush, atacó nuevamente a Irak.

En el frente doméstico, Bush padre es recordado por muchos en la comunidad LGBT por su falta de acción en la década de 1990 cuando se desató la crisis del VIH/SIDA. Bush se negó a abordar el tema y a financiar programas relacionados con la educación y la prevención del virus, así como con su tratamiento farmacológico.

Asimismo, Bush perpetuó la llamada guerra contra las drogas, iniciada por Reagan, que criminalizaba desproporcionadamente a las personas afroestadounidenses, expresando: “Necesitamos más prisiones, más cárceles, más tribunales, más fiscales”.

Fuente: MetroLatinoUSA.Com/Democracy Now!

About Ramón Jiménez

Ramón Jiménez, Managing Editor de MetroLatinoUSA.Com (MLN). Graduado de la Escuela de Periodismo de la Universidad del Distrito de Columbia (UDC). Email: [email protected]

You must be logged in to post a comment Login