¿Y el busto de Monterrosa será derribado en la Tercera Brigada?

El busto de Monterrosa en las instalaciones de la Tercera Brigada de Infantería. Foto: Miguel Ángel Álvarez.

Por Ramón Jiménez-MLN

La eliminación del nombre del coronel Domingo Monterrosa Barrios —que por muchos años estuvo ubicada en la entrada principal de la Tercera Brigada de Infantería en San Miguel— fue eliminada el domingo por la mañana por orden del presidente de la república Nayib Bukele, dada el mismo día sábado 1 de junio que fue juramentado como primer mandatario del país.

Era algo que miles de salvadoreños esperaron por largos años, ya que Monterrosa comandó el Batallón Atlacatl, que cometió la masacre de El Mozote en diciembre de 1981, donde murieron alrededor de mil personas en su mayoría niños menores de doce años, muchos de ellos en brazos de sus madres siendo amamantados, aunque también hombres y mujeres.

Algunos diputados de la Asamblea Legislativa salvadoreña como el exmilitar Mauricio Vargas —que ahora representa al partido Arena— Monterrosa sigue siendo un héroe a pesar de los informes de la Comisión de la Verdad de las Naciones Unidas, que lo señalan como el principal responsable de la masacre de El Mozote, el más grande crimen de lesa humanidad cometida en todo Latinoamérica en tiempos modernos.

“El caso del nombre de la Tercera Brigada la considero ético de una nación plural, no de parte interesada, ni decisión personal. Hay que tener mayor juicio, más si es de su propia institución, señor Comandante General de la Fuerza Armada”, escribió el diputado en su cuenta de Twitter tras enterarse de la orden del presidente.

La escultura vista desde atrás. Foto: Miguel Ángel Álvarez.

Por ser la primera orden que el presidente Bukele emitió por medio de un Twitter el mismo día de tomar posesión del alto cargo, la noticia fue considerada como “histórica”. Como comandante en jefe de las Fuerzas Armadas su orden fue obedecida casi de inmediato.

Sin embargo, todavía existe un busto de regular tamaño en el pasillo principal adentro de las instalaciones de la Tercera Brigada de Infantería de esa ciudad oriental.

Será que el presidente Bukele necesitará de otro Twitter para que el busto sea eliminado de ese cuartel militar, como ocurrió con las gigantescas letras en las paredes de la entrada principal, que ya fueron borradas.

Así como sucedió el domingo en la Tercera Brigada, el alcalde Miguel Pereira al ser elegido como alcalde de San Miguel en 2015, también eliminó la gigantesca pintura de Monterrosa, que por quince años permaneció a la entrada principal de la Alcaldía Municipal, cuando el jefe edilicio era Will Salgado, un empresario, político y exmilitar de bajo rango en la época que ocurrió la masacre y quien es un ferviente admirador de Monterrosa.

Las Fuerzas Armadas de El Salvador no reconocen la participación de Monterrosa en la masacre aseguran no tener documentación que la pruebe y lo consideran un héroe de la lucha contra la insurgencia armada, que se diseminó por todo el país en la década de 1980 y 1990, hasta que se firmaron los Acuerdos de Paz el 16 de enero de 1992.

El coronel Domingo Monterrosa Barrios murió el 23 de octubre de 1984 junto con siete militares de alto rango y civiles, al ser derribado el helicóptero en que viajaban, en una emboscada de la exguerrilla del FMLN en el departamento de Morazán, en las cercanías de las poblaciones de Meanguera y Joateca.

De lejos se nota la pequeña plaza del personaje que para unos es un héroe y para otros es un criminal de guerra. Foto: Miguel Ángel Álvarez.

About Ramón Jiménez

Ramón Jiménez, Managing Editor de MetroLatinoUSA.Com (MLN). Graduado de la Escuela de Periodismo de la Universidad del Distrito de Columbia (UDC). Email: [email protected]

You must be logged in to post a comment Login