La ciudad de Nueva York sobrepasa los 10.000 muertos por COVID-19

Los datos crecieron al contabilizar fallecimientos que no se habían agregado a los registros.

Estados Unidos reportó que 2.228 personas murieron de COVID-19 el martes, la cifra más alta de muertes registradas en 24 horas en cualquier país.

En Nueva York, funcionarios municipales han actualizado el número de muertes registradas desde el inicio de la pandemia a más de 10.000, agregando alrededor de 4.000 muertes no reportadas previamente que se presume que fueron causadas por el coronavirus. Aproximadamente uno de cada 800 residentes de la ciudad de Nueva York ha fallecido a causa de la enfermedad.

El martes, la Autoridad Metropolitana del Transporte de Nueva York aceptó la reivindicación sindical de otorgar prestaciones en caso de fallecimiento por COVID-19. Los beneficiarios designados por los trabajadores del transporte que fallezcan a causa del virus recibirán 500.000 dólares y tres años de prestaciones en materia sanitaria. Hasta el momento, al menos 59 trabajadores de autobuses y del metro de la ciudad de Nueva York han muerto de COVID-19 y más de 2.200 han dado positivo en las pruebas de diagnóstico.

Funcionario de salud afirma que la COVID-19 podría estar presente en todos los hogares para personas de edad avanzada de Nueva Jersey

Foto: cortesía Democracy Now!

El estado de Nueva Jersey reportó 365 muertes por coronavirus el martes, un número diario récord en el segundo estado más afectado de Estados Unidos. La comisionada de salud de Nueva Jersey sostiene que 324 de los 375 hogares para personas de edad avanzada del estado han confirmado casos de COVID-19.
Judith Persichilli afirmó: “Estamos asumiendo que la COVID-19 está actualmente en la mayoría, si no en todos, nuestros hogares para personas de edad avanzada”.
A nivel nacional, más de 3.800 personas han muerto en centros de cuidados de larga duración, aproximadamente el 15% de todas las muertes registradas en Estados Unidos.

Gobernador de California presenta plan para flexibilizar las restricciones vigentes por el coronavirus

Foto: cortesía Democracy Now!

En el estado de California, el gobernador Gavin Newsom presentó el martes un plan para eventualmente reanudar sectores de la actividad económica, en conjunto con los estados de Oregón y Washington.

El plan propuesto por Newsom exige un considerable incremento en la realización de pruebas de diagnóstico, así como el rastreo de las personas que tuvieron contacto con quienes obtuvieron un resultado positivo en dichas pruebas y aislar a las personas que estuvieron expuestas al virus.

Asimismo, el plan ampliaría las protecciones otorgadas a las personas de edad avanzada y a otros grupos vulnerables, al tiempo que aseguraría que los hospitales no se vean desbordados por aumentos en la cantidad de pacientes con COVID-19. Los centros educativos desarrollarían nuevos protocolos para mantener a los estudiantes separados físicamente, y se requeriría que los restaurantes brinden medidas estrictas de seguridad.

El gobernador Gavin Newsom afirmó: “Pueden estar cenando en un lugar donde el camarero utilice guantes, tal vez una mascarilla, una cena donde el menú es desechable, donde la mitad de las mesas en ese restaurante ya no están, donde se controla la temperatura de los clientes antes de entrar al establecimiento. Estos son escenarios probables”.

Gobernador de Florida declara la lucha profesional como “servicio esencial” en medio de confinamiento

Foto: cortesía Democracy Now!

En el estado de Florida, el gobernador republicano Ron DeSantis defiende la decisión tomada por su Gobierno de clasificar los eventos de lucha profesional como servicios esenciales durante las medidas de confinamiento establecidas.

La empresa mediática World Wrestling Entertainment reanudó el lunes la transmisión de luchas en vivo sin público. DeSantis ha desafiado repetidamente las solicitudes hechas por funcionarios locales de tomar medidas más enérgicas para frenar la propagación del coronavirus.

El lunes, el director general de Salud Pública de Florida, el doctor Scott Rivkees, fue retirado de una conferencia de prensa tras sostener que es posible que las medidas de distanciamiento social deban mantenerse durante un año o más.
El doctor Scott Rivkees expresó: “Mientras tengamos COVID en el ambiente –y este es un virus resistente– tendremos que aplicar estas medidas para que todos estemos protegidos”.

Momentos después de esos comentarios, el doctor Rivkees fue conducido por la portavoz del gobernador DeSantis fuera de la sala.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos Relacionados